lunes, 20 de octubre de 2008

Declaración de Gerry McCann – 10 de mayo de 2007



Presente traductora: Alice DH.

Confirma en su totalidad las declaraciones prestadas el pasado 4 de mayo de 2007, poniéndose a disposición de la policía para cualquier aclaración adicional.

Preguntado, aclara que, aparte de las fotografía personales ya entregadas a las autoridades, no tiene ninguna otra en su poder. Afirma que es su esposa KATE quien normalmente hacía las fotografías, no acordándose de si se tomó alguna fotografía durante las horas nocturnas.

Preguntado, dice haberse desplazado en enero de 2003 a Lanzarote, en compañía de FIONA Y DAVID PAYNE, donde pasaron una semana de vacaciones, aun no tenían hijos.

Aunque en ese momento KATE se encontraba embarazada de 6 meses de MADELEINE, siendo este embarazo conseguido a través de fecundación in vitro. En septiembre de 2003, se desplaza a Italia en compañía de su esposa KATE, y de los matrimonios MATHEW Y RACHEL, RUSSEL Y JANE, donde pasan una semana de vacaciones con la finalidad de asistir a la boda de FIONA Y DAVID PAYNE. El declarante aclara que el viaje a Lanzarte lo organizó él, ya que había estado el año anterior con Kate y le había gustado mucho, el viaje a Italia fue organizado por FIONE Y DAVID PAYNE ya que se trataba de su boda.




Relativo a los hechos ocurridos en Portugal, tal como dijo en su anterior declaración, llegó al aeropuerto de Faro el 28-4-07…

Afirma que, la única imposición que había hecho el grupo es que los apartamentos estuvieran cerca los unos de los otros. Y que contrariamente a lo que les había sido comunicado por el operador turístico con quien concertaron el viaje, el complejo no disponía de "baby listening" que se trata de un servicio donde los empleados se desplazan a los apartamentos para vigilar (desde el exterior) que los niños están durmiendo mientras sus padres se ausentan, sabe cómo funciona este sistema aunque nunca lo había utilizado con anterioridad, aunque tiene conocimientos de que otros complejos del grupo "MARK WARNER", disponen de este servicio, al haberlo utilizado algunos miembros del grupo en vacaciones anteriores, no sabe precisar, la razón, de que DAVID PAYNE decidió usar un intercomunicador personal para monitorizar a su hijos, ya que nunca lo había hecho durante vacaciones anteriores que habían pasado juntos.

Que, el primer día al haber llegado durante la hora de la comida, solamente habían comido unos sándwich, llegaron al apartamento sobre las 15h00, deshicieron las maletas, lo que les llevó hasta las 16h45.

Sobre las 17h00, todo el grupo se dirigió, con los niños, al restaurante "TAPAS", situado en la parte trasera del apartamento, con la finalidad de asistir a una reunión de bienvenida organizada por "MARK WARNER", estaban presentes los profesores de tenis, de vela, entre otros empleados del establecimiento, esta reunión finalizó sobre las 18h30, durante la misma les fueron servidas varias copas de sangría.

Este fue el primer trayecto a pie que hicieron todos juntos en el interior e inmediaciones. Salieron por la puerta principal, cerró con llave… (Describe el camino recorrido).

Finalizada la recepción de bienvenida, se dirigieron al restaurante "MILLENIUM", los nueve adultos y los ocho niños. Hicieron el recorrido inverso… (describe el recorrido). Al tratarse de un recorrido largo, en determinado momento el declarante y su esposa Kate tuvieron que llevar a los gemelos en brazos, al contrario de MADELEINE que siempre fue a pie.

Llegaron a su destino entre las 18h50 y las 19h00, les prepararon una mesa grande, donde comieron todos juntos, incluidos los niños, que se sentaron entre los adultos, no salió del local, con la salvedad de haber llevado a uno de los gemelos al cuarto de baño. Cerca de una hora después, terminaron la cena, regresando a pie por el mismo trayecto. Durante el camino de regreso se equivocaron en una de las calles. Asegura que, al estar muy cansados, se dirigieron directamente al apartamento, donde llegaron sobre las 20h10 y las 20h15, haciendo el recorrido de regreso ligeramente más rápido que el de ida, ya que esta vez llevaron a los gemelos en brazos durante todo el recorrido.

Ya en el interior del apartamento, le dieron un baño a los niños, un vaso de leche y los acostaron exactamente a las 20h45, se acuerda de la hora ya que era una hora más tarde de la que era habitual. Después de acostar a sus hijos, el declarante y su esposa se dieron un baño, dirigiéndose posteriormente a la sala de estar del apartamento para ver la televisión. Destaca que, en el momento que llegaron al apartamento, DAVID PAYNE los invitó a ir a tomar una copa de vino, después de acostar a los niños, habiéndose excusado, ya que estaba muy cansado. Cree que nadie del grupo salió de su apartamento esa primera noche.

Preguntado, dice que cuando no están de vacaciones tanto su esposa como él se acuestan entre las 22h30 y las 23h00, los gemelos a las 19h00 y MADELEINE a las 19h30.

Al día siguiente (domingo), los niños se despertaron a las 8h00, su esposa y él a las 7h30. Salieron del apartamento sobre las 8h40 salieron del apartamento en dirección al restaurante MILLENIUM, realizando a pie el mismo trayecto de la noche anterior, llegaron sobre las 8h45 y las 9h00. El grupo no llegó todo al mismo tiempo, llegando de forma escalonada, por lo que no se sentaron en la misma mesa.

Cree que MATTHEW y su esposa RACHEL, no desayunaron, ya que el primero habría pasado una mala noche con vómitos y diarrea. Durante el desayuno los niños se sentaron a la mesa entre los adultos, habiendo terminado sobre las 9h25.

El declarante y su esposa KATE así como sus tres hijos, se dirigieron al OCEAN CLUB por el mismo trayecto, llegando sobre las 9h40, entrando el declarante a su apartamento por la puerta principal, cogiendo una bolsa con ropa y cremas para los niños. Los gemelos se quedaron en la guardería destinada a niños de dos años, seguidamente dejaron a MADELEINE en otra guardería, destinada a niños de mayor edad, llegaron allí sobre las 9h50.

Después se dirigieron al supermercado BATISTA, donde compraron cosas para el desayuno de los días siguientes.

Sobre las 12h30, el declarante y KATE, fueron a buscar primero a MADELEINE y después a los gemelos, dirigiéndose al apartamento. Ese día, domingo, comieron en la terraza del apartamento de DAVID PAYNE, junto con todo el grupo, incluyendo los niños con excepción de MATTHEW, que se encontraba mal, que en ese momento se encontraba durmiendo en la terraza de su apartamento.

Se dirigieron a la zona de recreo, junto a la piscina, eran las 14h15, habiendo permanecido allí hasta cerca de las 14h20.

Después dejaron a los gemelos en la guardería y el declarante o KATE, no puede precisar, llevaron también a MADELEINE a la guardería. Aclara que la hora de llegada y salida de los niños quedaba registrada en la correspondiente guardería.

Sobre las 17h00, las educadoras, condujeron a MADELEINE y los restantes niños al TAPAS, donde cenaron, bajo la supervisión de las empleadas de la guardería y algunas veces, de los propios padres. La cena terminó sobre las 17h30, momento en el que finaliza la supervisión de las cuidadoras, siendo ahora el declarante y su esposa quienes los vigilaron en la zona de recreo del TAPAS hasta las 18h30. Regresaron al apartamento, el declarante entró a través de la puerta principal que se encontraba cerrada con llave, seguidamente se dirigió a abrir la puerta trasera, por donde entraron KATE y los niños.

Después de bañar a los niños, los acostaron sobre las 19h30, saliendo el declarante y KATE a cenar al TAPAS sobre las 20h30. Entre las 19h30 y las 20h30 se dieron un baño y bebieron vino, portugués o neozelandés y una cerveza.

Salieron del apartamento por la puerta principal, está seguro que la cerró con llave, quedando también la puerta trasera cerrada (con pestillo/llave). Fueron los primeros en llegar al TAPAS, donde se reunió todo el grupo, excepto MATHEW que aun estaba enfermo. Aunque su esposa RACHEL, si acudió a la cena. Salvo a la hora del desayuno, no vio a MATHEW durante todo el día salvo a la hora de la comida.

La cena terminó sobre las 23h00, desplazándose a los apartamentos de media en media hora, el declarante y KATE fueron al apartamento de forma alterna, a fin de confirmar que todo estaba bien. Ese día, solamente el declarante y su esposa KATE entraron en el apartamento. Está seguro que entraron siempre por la puerta principal, no sabe indicar si esta se encontraba cerrada con llave. Normalmente, entraban en el apartamento, que se encontraba con las luces de la sala de estar encendidas, se dirigían a la puerta del dormitorio de los niños que se encontraba entre abierta y se limitaban a acechar el interior, intentando oír si los niños estaban llorando. Las persianas estaban bajadas, con solo dos o tres listones abiertos, la ventana cerrada, aunque no sabe precisar se estaba atrancada (cerrada con cerrojo), las cortinas cerradas. Diez minutos después del final de la cena, se dirigieron al apartamento, acostándose enseguida.

Durante los días siguientes, siempre desayunaron en el apartamento, haciendo las compras de víspera manteniendo la rutina diaria descrita con anterioridad. Cuando los niños estaban en la guardería, ellos tenían clases de tenis, KATE a las 9h15 y el declarante una después, desde el lunes hasta el jueves.

Recuerda, que el martes, 1 de mayo de 2007, por indicación RUSSELL, fue a buscar a MADELEINE a la guardería por un atajo, que empezaba en el aparcamiento situado frente a la recepción secundaria y que continuaba hacia las habitaciones existentes allí, por donde empezó a llevar y traer a su hija.

En lo referente a la rutina, el martes, hubo un ligera alteración, ya que después de la comida sobre las 13h30, el declarante y KATE decidieron llevar a sus tres hijos a la playa, se desplazaron a pie, llevando a los gemelos en unos carritos para bebés. Salieron todos por la puerta principal por culpa de los carritos.

Estuvieron en la playa sobre 20 minutos, habiendo incluso el declarante y MADELEINE metido los pies en el agua. Transcurrido este tiempo y debido a que las condiciones meteorológicas cambiaron, empezó a encapotarse el cielo y a hacer frio, fueron a una terraza de una cafetería junto a la playa, donde compraron cinco helados y dos bebidas. Preguntado, dice que en el local se encontraba una persona tocando una guitarra, música latina, a quien quiso dar una moneda, pero no pudo porque no tenía suelto en ese momento. Que esta persona con aspecto desalineado, con barba y algo andrajoso. Era caucasiano, 1,75 cm. de alto, delgado, de 70 a 75 k. de peso, cabello oscuro y corto, casi rapado, no usaba gafas. (…) De regreso dejaron a los niños en la guardería, como era habitual, yendo el declarante y su esposa, como era habitual, a jugar al tenis o a correr.

El día en que MADELEINE desapareció, jueves, 3 de mayo de 2007, se levantaron todos a la misma hora, entre las 7h30 y las 8h00. Mientras desayunaban MADELEINE se dirigió a su madre y le preguntó "¿por qué no viniste anoche, cuando S. y yo estábamos llorando?" (SIC). Que encontró este comentario bastante extraño, ya que MADELEINE nunca había tenido este tipo de conversación y, la noche anterior, habían mantenido el mismo sistema de vigilancia sobre los niños, no habiendo detectado nada anormal. Preguntado, sobre este comentario, no pudo dar ninguna explicación.

La noche del miércoles 2 de mayo de 2007, aparte de el declarante y su esposa, cree que DAVID PAYNE también se desplazó a su apartamento, a fin de confirmar se sus hijos se encontraban bien, no habiéndole informado de nada anormal con los niños. Este día, el declarante y KATE ya dejaban la puerta trasera cerrada pero no con el pestillo, para facilitar la entrada de sus compañeros de grupo, con la finalidad de vigilar a los niños. Aclara que la puerta de la entrada principal quedaba siempre cerrada, pero no necesariamente con llave.

No sabe si la ventana que se encuentra en el lateral de la puerta principal y que da acceso al dormitorio de los niños, estaba cerrada (con pestillo), ya que afirmó que la persiana no podía ser abierta desde el exterior. Esa noche, KATE durmió en la habitación de los niños, en la cama que se encuentra junto a la ventana, porque el declarante estaba roncando.

No sabe indicar con precisión, pero cree que fue el martes o miércoles, MADELEINE, durmiendo durante un rato en su habitación, con KATE, ya que dijo que uno de los gemelos estaba llorando, causando mucho ruido.

Volviendo al jueves, después del desayuno, cerca de las 9h00, KATE y los niños salieron por la puerta trasera, habiendo salido el declarante por la principal, que cerró con llave, habiendo igualmente cerrado con el pestillo interior la puerta trasera.

Se dirigieron por el camino habitual y a pié, hasta la guardería junto al TAPAS, donde dejaron a los gemelos y, mientras KATE se quedó jugando al tenis, el declarante fue a llevar a MADELEINE a la guardería, atravesando por el atajo, donde llegó sobre las 9h15, y, como era obligatorio, firmó en el libro de registro la entrega de su hija. A la vuelta, sin ir por el atajo, fue al supermercado BATISTA, cree que compró leche, dirigiéndose a su apartamento, entrando por la puerta principal, que estaba cerrada con llave, eran las 9h40 / 9h45.

Se quedó en el apartamento cerca de 15 minutos, poniéndose la ropa para ir a jugar al tenis, salió por la puerta principal, que no cerró con llave, y se dirigió a las pistas de tenis por el camino habitual, ya que las pistas están junto al TAPAS. Jugó al tenis durante una hora con el profesor y otros alumnos, entre los cuales se encontraba una persona que conoció durante ese período de vacaciones, de nombre JEZ, con el cual entabló una relación de amistad. JEZ tiene dos hijos menores, cuya edad no sabe precisar. En cuanto a su esposa dice, que llegó a verla junto a la piscina, pero que nunca habló con ella.

Terminada la clase de tenis sobre las 11h15, se quedó en la zona de la piscina, conversando con su esposa y otras personas que no recuerda. Sobre las 12h00, se puso de acuerdo con KATE, por lo que recuerda, ella haría la comida y el declarante iría a buscar a MADELEINE. Cree que, fue KATE quien recogió a los gemelos. Siendo el declarante quien fue a buscar a MADELEINE, seguramente a través del atajo.

Sobre las 12h30, empezaron a comer, habiéndose prolongado este refrigerio durante una hora, hasta las 13h30. Después de esta hora, se dirigieron a la zona de recreo del establecimiento, habiendo el declarante salido por la puerta principal y el resto de la familia por la trasera que, él cerró por dentro. En cuanto a la puerta principal no sabe precisar si la cerró con llave o no.

Se quedaron en la zona de recreo durante aproximadamente una hora, hasta las 14h30 o 14h35.

Después, dejaron a los gemelos en la guardería, firmaron el registro y se dirigieron los tres (el declarante, KATE Y MADELEINE), a la guardería donde llegaron sobre las 14h50 y entregaron a MADELEINE, no consigue precisar quien firmó el libro.

El declarante y su esposa KATE regresaron al OCEAN CLUB por el atajo, al llegar a la recepción secundaria, preguntaron a la empleada si había algún hueco para reservar la pista de tenis. Fueron informados de que existía un hueco entre las 14h30 y las 15h30. Como ya eran las 15h00, iniciaron la práctica deportiva inmediatamente. Sobre las 15h30 llegó el profesor de tenis, que le dio una clase hasta las 16h30.

Permanecieron en aquel lugar hasta las 16h45 hablando, momento en el que los gemelos fueron a la zona del comedor. Sobre las 17h00, como era habitual, llegó MADELEINE acompañada de las cuidadoras y otros niños. Después de la llegada, MADELEINE comió, terminando sobre las 17h30.

Después de las 17h30 fueron al apartamento, habiendo entrado el declarante por la puerta principal, que no cerró con llave cuando entró en el apartamento. KATE y los niños entraron por la puerta trasera, después de haberla abierto desde dentro el declarante.

Dieron un baño a los niños, habiendo el declarante salido a las 18h00, para jugar al tenis (partido solo hombres) en el cual estaban: DAN, el profesor de tenis; JULIAN, con quien había jugado al tenis varias veces; y CLIRTIS, con quien también había jugado al tenis.

Durante la tarde de ese día, los restantes elementos del grupo, incluidos los niños, fueron a la playa, habiendo regresado sobre las 18h30, momento en el vio a DAVID PAYNE junto a las pistas de tenis.

DAVID fue a visitar a KATE y a los niños y regresó sobre las 19h00, intentando convencer al declarante de que siguiera jugando al tenis, a lo que no accedió, ya que llevaba jugando casi una hora y tenía que regresar con su esposa. Aun así, RUSSELL, DAVID Y MATHEW se quedaron jugando.

Sobre las 19h00, se dirigió al apartamento, encontrándose a KATE y a los niños saltando en el sofá. Cerca de 10 ó 15 minutos después, entraron en el dormitorio y se sentaron en la cama de MADELEINE a leer un cuento. Sobre las 19h30, metieron a los gemelos en las cunas y a MADELEINE en la cama. No sabe si estaban durmiendo, aunque por el silencio cree que sí. El declarante que se da un baño, cree que KATE ya lo había hecho, conversan durante un rato, se bebieron un vino o una cerveza.

Sobre las 20h35, salieron del apartamento en dirección al TAPAS. Antes de salir, estando la puerta del dormitorio de los niños entre abierta como siempre, la abrió un poco más, puso el oído sobre el exterior y como todo estaba en completo silencio, ni siquiera entró, volviendo a dejar la puerta en la posición inicial, con una abertura de unos 10 cm.

Está seguro que, antes de salir de casa, el dormitorio de los niños estaba a oscuras, con la ventana cerrada, pero no sabe si con pestillo, la persiana estaba cerrada aunque con algún listón abierto y las cortinas también cerradas. Preguntado, dice que, durante la noche, la luz artificial que entraba desde el exterior era muy poca, por lo que, en el caso de estar la luz de la sala de estar o cocina apagadas la visibilidad en el interior del dormitorio era reducida. A pesar de lo que declaró con anterioridad, ahora dice que está seguro, que salió con KATE por la puerta trasera, que quedó cerrada, pero no con pestillo, ya que esto solo puede hacerse desde el interior. Con respecto a la puerta principal, ahora está seguro que quedó cerrada y que no era probable que estuviera cerrada con llave, ya que habían salido por la puerta trasera.

Hicieron el recorrido normal hasta el TAPAS, done llegaron poco después de las 20h35. Preguntado, dice que las cenas habían sido reservadas desde el lunes ya que el grupo había decidido cenar allí. Fueron los primeros en llegar, sentándose en la mesa más grande, como era habitual. Dice que se sentaron en la mesa en una posición que permitía al declarante ver la casi totalidad de la puerta trasera del apartamento, por donde habían salido.

Dice que había otras personas en el local pero que no se acuerda de ellas, en una de las mesas pequeñas estaba el matrimonio CARPENTER, que también conocía de jugar al tenis y con quienes hablaron hasta que comenzó a llegar el resto del grupo. No se acuerda del orden de llegada, pero cree que serían MATTHEW y RACHAEL los primeros en llegar. Sobre las 21h00 MATTHEW se levantó de la mesa, diciendo que iba a ver a sus hijos. También fue a ver a los hijos del declarante, aunque solo le dijo después de que MADELEINE hubiera desaparecido que la persiana estaba bajada y la ventana cerrada. Sobre las 21h05 MATTHEW regresó, momento en que el declarante se levantó de la mesa, para ir a ver a sus hijos. (Inciso: ¿Y Matthew no le dijo que acaba de ir?)

Entró por la puerta trasera, comprobó que la puerta del dormitorio de los niños estaba entre abierta pero no como la había dejado cuando salió, si no hasta la mitad, lo que consideró extraño, llegó a la conclusión de que MADELEINE se había levantado para ir a su habitación, para evitar el ruido producido por sus hermanos. No obstante, está seguro que entró en la habitación de los niños y pudo comprobar que todos estaban durmiendo en sus respectivas camas. Salió de la habitación, volviendo a la dejar la puerta entornada como describió con anterioridad, fue al baño. El resto del apartamento estaba todo normal, ventanas cerradas, persianas bajadas y todo a oscuras, solo existiendo la luz de la sala de estar.

Afirma que no entró en ninguna otra estancia del apartamento, donde estuvo apenas 2 ó 3 minutos, saliendo nuevamente por la puerta trasera, que cerró sin pestillo. Aclara que volvió sin ir a ningún otro apartamento, ya que nadie se lo había pedido.

Después de salir por la verja lateral, y cuando se dirigía a la entrada de la recepción secundaria, a menos de 10 metros de distancia de dicha verja, vio a JEZ que subía por la calle en sentido contrario, iba con su hijo más pequeño en un carrito. Cruzó la calle en dirección a JEZ, que subía por el lado derecho, en sentido ascendente, habiendo ambos charlado durante 3 ó 4 minutos, sobre tenis, las vacaciones y los niños. Mientras estuvo hablando con JEZ no vio a nadie del grupo, ni detectó a ninguna persona o vehículo sospechoso. Preguntado específicamente, dice que durante este período de tiempo, está seguro que no vio a JANE pasar por ese lugar, aunque aclara que se encontraba hablando frente a frente con JEZ, de espalda a la otra acera, donde se sitúa su apartamento. También dice que JEZ nunca le dijo que hubiera visto a nadie, aunque él se encontraba de frente a esa acera.

Regresó al TAPAS, entre las 21h10 y las 21h15. Como el movimiento de la gente era frecuente, no sabe precisar si en ese momento faltaba alguien de la mesa, concretamente JANE. Sobre las 21h30, el declarante llamó la atención a KATE sobre el hecho de que era su turno de ir a ver a los niños, ofreciéndose MATTHEW voluntario para hacer esta vigilancia, ya que ella estaba conversando. Tres o cuatro minutos después, MATTHEW regreso, diciendo que todo estaba en calma (SIC), habiendo entrado este por la puerta trasera, ya que no tenía llave y lo normal era que entraran por allí.

Después de llegar MATTHEW y antes de salir KATE, no se acuerda si alguien se ausentó de la mesa, aunque era bastante probable que eso hubiera sucedido. Cree que esa noche ninguno de los adultos o los niños se encontraba enfermos. Preguntado, dice que la hija de RUSSEL y de FIONA (no es error de traducción) habían estado enfermos el miércoles.

Después de media hora, sobre las 22h03, volvió a avisar a KATE que era su turno de ir a ver a los niños. Esta accedió inmediatamente y se dirigió al apartamento. Entró por la puerta trasera. Cerca de 10 minutos después se extrañó de su tardanza, el declarante se disponía en ese momento a levantarse para ir a ver el motivo, KATE apareció corriendo, completamente destrozada y llorando, diciendo que MADELEINE había desaparecido y que estaba segura porque ya la había buscado por toda la casa.

El declarante corrió hacia el apartamento, siendo acompañado por los restantes miembros del grupo, que en ese momento, estaban sentados en la mesa. Cuando llegó al dormitorio comprobó que la puerta se encontraba completamente abierta, así como la ventana y la persiana, las cortinas apartadas y la cama de MADELEINE estaba vacía, pero los gemelos seguían durmiendo en sus cunas. Aclara que según le dijo KATE, este fue el escenario que ella se encontró cuando llegó al apartamento.

En seguida, cerró la persiana, se dirigió al exterior e intentó subirla, lo que consiguió, siendo esto una sorpresa, ya que pensaba que solo podía abrirse desde el interior. Continuaron la búsqueda en el exterior, dio la vuelta a varios bloques de apartamentos, habiendo el declarante solicitado a MATTHEW que se desplazase a la recepción secundaria para llamar a la policía local, ya que no tenía ninguna duda de que su hija había sido raptada.

Refuta de forma tajante la hipótesis de que MADELEINE pudo haber salido del apartamento por su propio pie.

El declarante creyó erróneamente que MATTHEW había visto la persiana del dormitorio cerrada, cuando se desplazó allí a las 21h30, razón por la cual pensó que la desaparición se habría producido entre las 21h30 y las 22h00. Ahora está convencido que el rapto ocurrió entre su visita de las 21h05 y la visita de MATTHEW a las 21h30. (Inciso: Esto si no tenemos en cuenta que Tanner vio al secuestrador "1" minuto después de salir Gerry del apartamento, lo que significa que en el momento de estar Gerry haciendo su control, el secuestrador debía estar llevándose a Madeleine). Solo cerca de la 1h00 del día 4 de mayo de 2007, tuvo conocimiento a través de RUSSEL, que su compañera JANE, sobre las 21h10 había visto a un individuo cruzando al final de la calle con una niña en brazos, que podría o no ser su hija MADELEINE. Preguntado, dice que no se acuerda de haber descrito el pijama (color, dibujo etc.) que llevaba puesto MADELEINE en el momento de la desaparición. La fotografía de su hija MADELEINE, después de haber imprimido varias en la recepción del hotel, fue entregada a la policía que desplazó al lugar, así como a otras personas allí presentes.

Preguntado, dice que, aparte de su propio apartamento, MADELEINE solo entró en el de DAVID Y FIONA, aunque era habitual que frecuentar los apartamentos de unos y otros.

Niega categóricamente que alguna persona del grupo pueda estar directa o indirectamente implicado en la desaparición de su hija. Dice que cuando se esposa dio la alerta, todos los miembros del grupo estaban sentados en la mesa. Dice también que durante la cena, ninguno de los miembros dijo estar enfermo o manifestó ningún comportamiento extraño.

Durante las vacaciones, nadie pidió un vehículo prestado ni utilizaron taxis o ningún otro medio de transporte. Aclara que la única vez que MADELEINE los acompañó a la playa, fue el día que ya describió, aunque la niña fue a la playa más de tres veces, una de ella para navegar, aunque siempre en compañía de las cuidadoras de la guardería.

Preguntado, dice que el jueves, 3 de mayo de 2007, no hubo nadie ajeno al grupo sentado en la mesa, y que no conoce a nadie de nombre IRWIN.

En relación a la cama donde estaba durmiendo su hija la noche de la desaparición, dice que estaba durmiendo destapada, como eran habitual cuando hacía calor, con la ropa (de la cama) abierta. En cuanto a la cama que se encontraba bajo la ventana, dice que no presentaba señales de que alguien hubiera colocado los pies encima, concretamente suciedad o huellas de calzado.

En lo que concierne a la vigilancia de media en media hora realizada a los niños, dice que surgió por inspiración del sistema que MARK WARNER posee en otros complejos y que se denomina "baby listening".

Dice que la noche del día 3 comió pescado al mediodía y salchichas y patatas de entrante, bebiendo vino blanco. Normalmente, durante la cena bebían más o menos una botella de vino por persona.

Preguntado, dice que KATE nunca le habló de un mal presagio relativo a ese viaje.

No sospecha de nadie, ni tiene enemigos, al igual que su esposa KATE. Que durante su profesión, nunca cometió errores, ni ha sido culpado de nada, con excepción de una vez durante el año 2000, en que un individuo desconocido entró en el hospital donde trabajaba, haciendo amenazas a cualquier persona relacionada con el mismo.

No declara nada más. Leído el auto, manifiesta su conformidad, se ratifica y lo firma.

© Traducción de Mercedes