viernes, 9 de enero de 2009

Caso Madeleine McCann - Anthony Bennett está decidido a condenar a los padres de Maddie

---

24 Horas

Este hombre quiere inculpar a los McCann

Puso en marcha una fundación prácticamente solo y dice que no le falta voluntad para averiguar toda la verdad sobre la muerte de Maddie. Anthony Bennett no va a descansar hasta que no siente a Gerry y Kate en el banquillo de los acusados. Gonçalo Amaral fue su inspirador

Texto – Pedro Emmanuel Santos

Se llama Anthony Bennett, es británico, tiene 61 años, ejerce la profesión de abogado y desde octubre pasado puso en marcha una auténtica cruzada contra los padres de Madeleine McCann. Su objetivo, como él mismo admite sin reservas, es conseguir reunir pruebas suficientes para que la Justicia de su país abra un proceso contra los McCann, responsabilizándolos de la muerte de su hija.

El “escaparate” de Anthony Bennett es la Madeleine Foundation (Fundación Madeleine), de la cual es la imagen principal. Es uno de sus principales inspiradores es el ex inspector de la Policía Judiciaria Gonçalo Amaral – tal como informó 24horas en su edición de ayer. “Compartimos el punto de vista expresado en su libro (La Verdad de la Mentira) de que los McCann son responsables de la muerte de Madeleine y de que, con la ayuda de amigos, escondieron el cuerpo”, dice la Fundación en la página de inicio de su Web en Internet. “Queremos llevarlos a los tribunales”, confirma Bennett en declaraciones a nuestro periódico.

Anthony Bennett puso en marcha la Fundación en octubre. Rápidamente movilizó a varias personas que comparten su causa y hasta ha tenido tiempo para lanzar un libro con sus tesis. Pero los recursos son pocos y los compañeros de camino también.

“Tenemos cerca de 20 asociados, la mayoría de los cuales son británicos, que pagan una cuota de 10 libras (11 euros) y pueden, si así lo desean, ofrecer donativos de hasta 600 libras (662 euros)”, dice Bennett a 24horas. “También aceptamos dinero de quien no es miembro efectivo, pero no más de 20 libras (22 euros) por persona”.

El presupuesto actual, según sus últimos cálculos, ronda apenas el equivalente a 200 euros. “Es fácil de explicar: gastamos casi todo lo que teníamos en la impresión del libro”, justifica.

Estuvo ligado a la política

Anthony Bennett es un personaje conocido en Gran Bretaña. Participó en la vida pública hace más de 30 años y tenía conexiones políticas relevantes.

Comenzó siendo candidato en varias elecciones legislativas como independiente en las listas del Partido Laborista (de centro izquierda). Pero poco después se fue apartando de los Laboristas e inclinándose hacia la derecha. Acabó siendo una de las principales caras del UKIP, de la derecha, declarado antieuropeo y popularista.

En 2004, inició la aventura de fundar una fuerza política, la Veritas, y es uno de los que más se manifiestan contra la inmigración en tierras británicas. No esconde que uno de sus principales inspiradores fue Ian Anderson, líder del Frente Nacional, partido asumidamente de extrema derecha y con posiciones xenófobas.

Mientras, Anthony Bennett dice que la política forma parte del pasado: “La abandoné en 2005 y desde entonces no he tenido ninguna otra participación”.

A pesar de acusar a los McCann de estar “próximos al Partido Laborista”, Bennett afirma que no se mueve por objetivos ideológicos. “Lo que me interesa es descubrir la verdad. Nada más”, jura.

E-Mail anónimo dejó un mensaje claro

Fue amenazado de muerte

Un e-mail puso precio a la cabeza de Anthony Bennett. Fue avisada la policía pero aun no ha conseguido encontrar a los responsables. El abogado tiene sospechas…

Texto – Pedro Emmanuel Santos

No fue fácil el inicio de la Fundación Madeleine. Anthony Bennett incluso llegó a ser amenazado de forma seria, habiendo sido amenazado con un e-mail anónimo que lo dejó asustado.

“Esta vez has ido demasiado lejos. Sabemos donde vives y dentro de dos semanas habrá sangre en tu puerta y personas tiradas en la entrada. Tendrás mucha suerte se consigues sobrevivir”. Así rezaba el contenido del mensaje electrónico que nos fue dictado telefónicamente por el propio Bennett, recibido a finales de octubre.

“Tengo la convicción de que la autoría es de seguidores fervientes de los McCann. Aunque no sé exactamente de quien”, afirmó el abogado británico a 24 horas.

El caso fue presentado después a las autoridades policiales, que aun no han conseguido descubrir quien envió el e-mail. Pero desde el principio las autoridades avisaron a Bennett de que tuviera cuidado: “Incluso llegaron a ofrecerme protección, que rechacé al entender que no era necesaria”.

Otra de las medidas de la Policía fue interceptar todas las llamadas telefónicas realizadas al despacho de la Fundación y de los móviles de sus principales miembros. La intención es intentar detectar quién está asustando a Anthony Bennett y sus colaboradores – lo que no ha sucedido hasta el momento. “Pusieron los teléfonos bajo escucha para prevenir un eventual incidente”, especificó Anthony Bennett.

A pesar de la confusión inicial, Bennett dice que durante los últimos meses ha vivido “tiempos tranquilos”. Y espera no tener que repetir la experiencia tan agonizante. “Confieso que sigo con algún recelo”.

La atención del Gobierno

La Fundación Madeleine tiene sus despachos en Harlow, Essex. Aunque la mayor parte de sus iniciativas son dadas a conocer a través de su página Web. Online, por ejemplo hay una petición dirigida al Primer Ministro Gordon Brown, que ya tiene 556 firmas, donde se pide la elaboración de una ley que criminalice a quien deja solos en casa a menores de 12 años.

Hechos

Polémico. Anthony Bennett fue uno de los principales impulsores de una curiosa campaña lleva a cabo en Gran Bretaña en 2001. Él fue el rostro de los británicos que se opusieron a la adopción del sistema métrico en tierra de Su Majestad. Para dejar bien clara su disconformidad, llegó al punto de arrancar algunas señales de la carretera. El entusiasmo le salió caro y fue condenado en un tribunal por disturbio público, habiendo sido condenado seis veces y obligado a prestar trabajos comunitarios.

Atento. Clarence Mitchell, portavoz de la familia McCann, afirmó a 24horas que está atento a lo que la Fundación Madeleine está llevando a cabo. “Estamos preparados para actuar”, avisó.

Los McCann se irritan cuando oyen hablar de Bennett

“No queremos dar proyección a ese señor”

El blanco principal de Anthony Bennett y su fundación es el matrimonio McCann. Las fricciones empezaron pronto, fue mal entendida la intención del abogado de reunir pruebas suficientes para que Gerry y Kate puedan ser procesados por negligencia a sus hijos mientras estaban de vacaciones en Portugal, en mayo de 2007.

El propio Bennett reconoce que fue contatado por personas próximas a los McCann en octubre, cuando la Fundación se hizo pública en Internet. “El portavoz de la familia, Clarence Mitchell, amenazó con demandarme al entender que yo podría inducir a error a quienes quisieran dar un donativo a la campaña que ayuda a buscar a Madeleine. Dijo que iba a vigilar nuestra actividad. Enviamos una carta a sus abogados para aclarar que no queríamos malos entendidos, aunque hasta la fecha no hemos obtenido respuesta”, cuenta Anthony Bennett a 24horas.

Amenazas que no pasan de eso, por lo menos hasta ahora. El propio Clarence Mitchell confirma a nuestro periódico que habló con Bennett y que le manifestó su desagrado. “Si insiste en continuar actuando como hasta el momento, es probable que sea objeto de un proceso por nuestra parte. Vamos a ver lo que sucede de aquí en adelante”, adelantó Mitchell.

El portavoz de Gerry y Kate prefirió no hacer más comentarios sobre las actividades de la Fundación Madeleine y de su principal mentor, remitiéndonos al abogado de los padres de Maddie para más información. “Solo él puede dar más información sobre este asunto. Los McCann y yo no queremos dar más proyección a las actividades del Sr. Bennett”, dijo.

A lo largo del día de ayer, 24 horas intentó contactar varias veces con Adam Tudor, que tiene su despacho en Londres. Al cierre de esta edición no habíamos obtenido ninguna respuesta a la solicitud de contacto.

Traducción de Mercedes

Para hacer comentarios: Aquí

English translation: Joana Morais