lunes, 14 de septiembre de 2009

Caso Madeleine McCann - Tenis en una cancha de arcilla

McCann Files


EXCLUSIVA para mccannfiles.com

By Dr Martin Roberts

13 de septiembre de 2009

Tenis en una cancha de arcilla
(superficie no firme – debe ser advertido)

El calentamiento

Gerry McCann: Me gustaría leer esta declaración en nombre de Kate, en el mío propio y en el de nuestros tres hijos.”

“...la otra demanda es por el daño que nos ha causado a nosotros, nuestros hijos y obviamente, Madeleine.”

¿Entonces Madeleine ya no es su hija?

El Saque

“Nos llevó mucho tiempo conseguir la traducción de los archivos para poder saber exactamente lo que había en ellos y para cuando lo hicim... habíamos terminado de hacerlo completamente estábamos en enero y nosotros... nosotros nos asesoramos y, para ser honesto, fuimos aconsejados que, errr... iniciásemos un proceso en ese punto.”

Así que el desarrollo de un procedimiento contra el Sr. Amaral estaba básicamente, si no totalmente supeditado a la conclusión de una traducción titánica. Sin embargo parece que todo lo que se necesitaba era la idea central del resumen judicial:

“Teníamos la esperanza de que todo el mundo hubiese tenido la oportunidad de ver lo que había en el expediente y ver la sentencia de la justicia portuguesa sobre lo que está en el expediente y son muy claros; no hay pruebas de que Madeleine está muerta.”

Y más adelante:

“Creo que el resumen judicial de lo que se ha hecho está muy claro.”

Nuevamente, ¿en qué cancha estamos jugando?

(Más bien parece que hay bastantes pelotas alojadas en la red).

¿Fue juzgado el expediente alguna vez? No. Por lo que la justicia no dictó una sentencia sobre él, solo una opinión (sentencia en el lenguaje McCann) de la misma. De hecho es un resumen de contenidos ¿no es así?, bastante parecido al libro de Amaral; un libro que, como fuente de información, ha sido prohibido, en favor de personas que leen los archivos; archivos a los cuales quizás no tengan acceso y que, para personas que hablan una lengua distinta del portugués, requiere una traducción considerable que sin duda introducirá errores de todo tipo.

Claramente no es el libro como reflejo del expediente procesal lo que está causando la preocupación de los McCann, sino la interpretación que el Sr. Amaral hace de las pruebas reunidas hasta el momento en que el caso fue archivado. El caso no ha sido cerrado irrevocablemente. Nunca han sido, por lo tanto, declarados inocentes por falta de pruebas. No han sido acusados. De ahí que nada de este caso haya sido verificado en un tribunal de justicia, solo expuesto al juicio de la opinión pública.

Devolución del saque

El revés aquí es que la “tesis” de Amaral, de ninguna manera es solo suya, sino una conclusión compartida a la que llega todo el equipo de investigación original, es inadmisible. También es inadmisible referirse a su libro. Lo siguiente, las conclusiones similares a las que han llegado otros con capacidad oficial que estaban estudiando el proceso, deben ser igualmente inadmisibles. Dicho de otro modo, la única conclusión admisible es aquella que los McCann, ex arguidos en relación con este caso, consideren oportuna.

Salvo que la prohibición no abarca la devolución de hechos tomados como básicos; referencias a la muerte de Madeleine apoyadas por información que no se encuentra en el proceso, no reflejada en el libro del Sr. Amaral y por lo tanto igualmente suprimible. Igual que Madeleine, está “ahí fuera”.

Time Fault

“La tesis central del Sr. Amaral no tiene ninguna prueba que la apoye.”

Una mentira pura y dura. Había una niña desaparecida, no hay pruebas de ningún tipo que indique un secuestro, después un perro EVRD dio indicaciones a izquierda, derecha y centro, de la existencia de un cadáver en el entorno de los McCann y de nadie más.

“Afirmar, tal como hizo él, que Madeleine está muerta y que nosotros, sus padres, estuvimos implicados de algún modo en su desaparición ha causado a nuestra familia un sufrimiento increíble y lo sigue haciendo.”

Por no mencionar el considerable sufrimiento causado a antípodas involuntarios por una intromisión mediática en sus vidas totalmente injustificada; una intromisión provocada por los McCann y sus investigadores que no estaban preocupados de “investigar” adecuadamente, antes de su gran anuncio a los medios de comunicación.

“Sin duda Madeleine habrá sufrido como resultado del efecto negativo que este libro y DVD habrán tenido en su búsqueda.”

¿Que comenzó cuándo? ¿Hoy? ¿Es que no había tenido un efecto negativo hasta ahora?

David Crabtree: “David Crabtree, de Sky News. ¿Cuánto cree que ha dañado esto a su campaña? Y ¿hay algo que pueda decirnos que sugiera que en realidad ha sido dañada?”

GM: “Creo que hay mucha gente en Portugal que cree que hay pruebas, errm… y aun más, que Madeleine está muerta y si la gente cree eso no la buscarán; y ellos podrían tener información; y ellos podrían no presentarse con esa información; y nosotros sabemos que es un hecho que a la gente se le ha dicho que… que Madeleine está muerta; y no hay pruebas que apoyen eso; y eso es imperdonable.”

En otras palabras, David, la respuesta a tu pregunta es “No”.

David Crabtree: “¿Cree que ha ralentizado el número de pistas que entran?”

GM: “Lo creo; Dave Edgar lo cree; y si la gente cree que Madeleine está muerta entonces ¿por qué se presentarían con información?”

Siendo pedante, David, uno no puede “ralentizar” un número, pero pillamos el sentido. Desgraciadamente le preguntaste a Gerry si él “pensó” que existió esta consecuencia negativa y, previsiblemente, lo había hecho. Pero aunque existe una gran creencia no hay certeza. Se invirtió la misma creencia en historias de yates australianos y prostitutas barcelonesas no hace mucho tiempo.

Segundo saque

Tras otra pregunta de David Crabtree escuchamos:

“Queremos trabajar con los portugueses y seguiremos trabajando con las autoridades portuguesas para intentar y encontrar a Madeleine.”

¿Desde cuándo? Las autoridades portuguesas no están buscando a Madeleine en la actualidad (Gerry se ha quejado de ello con anterioridad), y mucho menos disfrutan de cooperación por parte de los McCann, que brilló por su ausencia cuando fue requerida (48 preguntas sin contestar y el incumplimiento de una solicitud para regresar a Portugal como participantes en una “reconstrucción”, por ejemplo). Si realmente quisieran que los portugueses “intentaran y encontraran a Madeleine” solo tendrían que solicitar que el caso fuese reabierto. Eso debe estar en la agenda de mañana – después de ocuparse de un tema mucho más importante como asegurarse que el libro de Gonçalo no esté disponible para ser traducido al inglés.

Pelotas nuevas por favor

GM: “Garantizo que si nos conceden la indemnización por daños y perjuicios sin duda será utilizada, errm… para continuar con la búsqueda de Madeleine y sin duda buscaremos otras buenas causas, errr… dentro de ello.”

Así que un “jefe de policía portugués deshonrado” (según el Sunday Express de 13 de septiembre) puede encontrarse pagando el sueldo del personal de los McCann, sin duda sus primas de Navidad y probablemente la hipoteca.

© Traducción de Mercedes