domingo, 31 de enero de 2010

Caso Madeleine McCann – Leave no Turn Unstoned


Exclusiva para mccannfiles.com

Por Dr. Martin Roberts

29 enero 2010

LEAVE NO TURN UNSTONED
No dejar títere con cabeza


Durante el transcurso de la reciente audiencia en Lisboa la medida cautelar impuesta al libro de Gonçalo Amaral, La Verdad de la Mentira, se hizo mención a las mentiras de los McCann durante las primera etapas de la investigación portuguesa sobre la desaparición de Madeleine. John Blacksmith (The Blacksmith Bureau) nos recordado ahora de forma elocuente y directa que los McCann han mentido de principio a fin; una afirmación que él se siente capaz de hacer sin temor a ser cuestionado por difamación porque la afirmación resulta ser cierta.

El secuestro de Madeleine McCann es, de hecho, un “farolillo” y con la aproximación de la demanda por difamación con fines empresariales de los McCann, aquí hay una “sucesión” de “spin bowling” que Gonçalo Amaral y su equipo tendrían perfecto derecho a entregar:

1. Cuddle cat encontrado abandonado en una estantería alta (información presentada por varios periódicos y atribuida a Kate McCann).

Cuddle cat fue en realidad fotografiado por la policía junta a la almohada, en lo que se supone era la cama de Madeleine.

2. Entrevistados por el Paris Match el 4 de septiembre de 2007:

GM: Hemos respondido a todas las preguntas que nos han planteado y seguiremos haciéndolo, cualquiera que pudiera ser la nueva información.


Por supuesto, seremos totalmente honestos.

KM: Hemos contado todo lo que sabíamos y contestado a todo lo que se nos ha preguntado.

¿Respondido? ¿Contestado?

Preguntas planteadas por la policía a Kate McCann sin responder: 48

(claramente graduados en la escuela Mitchell de circunspección política).

3. KM: “Si lo que ocurrió no hubiera ocurrido yo no hubiera pensado que eso era importante.”

Pero Kate pensó que “eso” era suficientemente importante para haber comentado “eso” de forma independiente por lo menos con dos testigos, antes de que “lo que ocurrió” hubiera ocurrido.

4. Madeleine solo respondía a ese nombre. El uso de “Maddie” fue creado por la prensa para ajustar titulares. “Nosotros nunca la llamamos así.” (KM)

KM: “Pero ella odiaba cuando la llamáramos “Maddie”. Ella decía, “Mi nombre es Madeleine”, con cara de indignación.” (Woman’s Own, 13 de agosto de 2007)

5. (a) GM Declaración como testigo del 4 de mayo de de 2007: Así, a las 21h05, Gerry entró en el apartamento utilizando su llave, la puerta estaba cerrada (con llave).

(b) GM Declaración como testigo del 10 de mayo de 2007: Efectuó el camino normal hasta la puerta trasera, que estaba cerrada pero no con llave.

La última entrega de la sucesión tiene que ser la historia de la “persiana forzada” contada por Philomena McCann y otros miembros de la familia, ninguno de los cuales estaban ni tan siquiera cerca de Portugal en el momento, todos ellos fueron contactados directamente o bien por Kate o por Gerry McCann inmediatamente después de sonar la primera campana de alarma en Praia da Luz.

Esa historia fue un mito. La realidad fue articulada posteriormente por Clarence Mitchell:

6. (a) Jon Corner, padrino de los gemelos de los McCann dijo: “Ella estaba en un estado de absoluta histeria – muy, muy angustiada. Se le escapó que Madeleine había sido secuestrada.

“Kate dijo que la persiana de la habitación estaba rota.”

(b) El abuelo Brian Healy

Gerry me dijo que cuando volvieron la persiana de la habitación estaba rota, la habían forzada para abrirla y ella había desaparecido,”

“No había ninguna prueba de una entrada con fuerza”, dijo el Sr. Mitchell (Portavoz de los McCann – Irish Independent, 25 de octubre de 2007).

Traducción de Mercedes