lunes, 15 de marzo de 2010

Caso Typhaine: los primeros remordimientos de la madre

France Soir - Edición impresa, página 9

12 de Marzo 2010

Por Gabriel Thierry

Tres meses después de ser acusada y encarcelada, Anne-Sophie Faucheur, la madre de la pequeña Typhaine, expresa sus primeros remordimientos. Se disculpa ante sus allegados en una carta enviada a una vecina.

Encarcelada desde hace casi tres meses, Anne-Sophie Faucheur, cavila. Y escribe. El pasado 30 de noviembre, la joven confesó la muerte de su hija, Typhaine, antes de ser inculpada por "violencias mortales”. Seis meses antes, sin embargo, había alertado a la policía señalando la falsa desaparición de su hija, en Maubeuge.

Los siguientes días, había multiplicado las entrevistas para encontrarla. Seis meses de mentiras, que parece lamentar: hace unos días, una de las vecinas de Anne Sophie en Aulnoye-Aymeries (Norte), ha recibido una carta de la madre de Typhaine de la que acaba de revelar el contenido.



Con una escritura "casi infantil", la joven afirma: "Quiero pedirte disculpas a ti y a los niños vecinos por haberos mentido.

A causa de la tragedia, nos entró pánico. Yo nunca tuve la intención de llegar tan lejos. Ni siquiera sé lo que   pasó en mi cabeza para ser tan mala. Intento comprender a pesar de que es demasiado tarde para volver atrás. Ahora, voy a pagar ese drama toda mi vida, mis hijos, mi familia y mis amigos también. No me juzguéis demasiado rápido, por favor. Gracias a todos, adiós. "

"Typhaine ya está olvidada"

Según un periodista de la radio local Canal FM, que interrogó a esta vecina, “la carta está escrita a mano, con faltas de ortografía y pequeños círculos en lugar de los puntos sobre las i ".

Otro detalle, aunque Anne-Sophie Faucheur pide perdón, nunca cita el nombre de Typhaine. Una omisión inaceptable para su vecina, que esperaba "poner palabras sobre las cosas que han sido hechas".

"Yo sólo quería comprender por qué ocultaron la muerte de Typhaine. Que ella se disculpe, me importaba un bledo. Yo hubiera querido que me hablara de ella. Que en esta carta dijera: "Typhaine, perdóname." Estamos demasiado focalizados en ellos, no en Typhaine. Ella tenía 5 años y no sabemos nada sobre ella. Ella pasó cinco meses cerca de nosotros y no sabemos nada de su vida. Ya está olvidada. "

Meses de mentiras

Según dice, la vecina no responderá al correo de Anne-Sophie. Por temor a ser "manipulada". Y también porque no quiere ser llamada a declarar como testigo en el próximo juicio criminal de Anne-Sophie y de su pareja, Nicolás Willot. Fue él quien transportó el cuerpo de la pequeña para enterrarlo en Bélgica.

Después de meses de mentiras, finalmente confesaron a los investigadores. No, Typhaine no había desaparecido, sino que sucumbió a causa de una "ducha fría", un castigo "demasiado violento que acabó mal."

La niña fue enterrada el 28 de diciembre en Mons-en-Baroeul, en presencia de su padre, François Taton. Separado de Anne-Sophie Faucheur, lo había intentado todo para encontrar a su niña, secuestrada en enero por su madre a la salida de la escuela. En vano.

Traducción de Mila