miércoles, 28 de abril de 2010

Caso Madeleine McCann – Mamá era médico…pero ahora su trabajo es encontrar a Madeleine



28 de abril de 2010

By LORRAINE KELLY

Kate y Gerry McCann están haciendo planes para el séptimo cumpleaños de su hija – pero la pequeña niña no abrirá sus regalos o soplará las velas de su tarta.

Madeleine ha estado desaparecida durante casi tres años y, para sus desconsolados padres, lo que debería ser una celebración es solo otra terrible experiencia que tienen que superar de algún modo.

Han sido capaces de construir una especie de vida normal para ellos y han explicado en la medida de lo posible a sus gemelos de cinco años, Sean y Amelie.

Pero todo vuelve al hecho de que su hija mayor sigue sin estar allí.

Yo me encontré con Kate y Gerry ayer, una semana antes del tercer aniversario del aciago día en que Madeleine desapareció de su apartamento vacacional en Praia da Luz, Portugal, el 3 de mayo de 2007 – dos semanas antes de su cumpleaños el 12 de mayo.



Kate me dijo: “En realidad su cumpleaños es mucho más difícil que el 3 de mayo. (Inciso: No hay remordimiento por haberla dejado sola ese día…)

“Es un día en el que deberíamos estar festejando a Madeleine – y celebrando CON Madeleine.”

Kate está en los huesos y aparenta estar muy frágil, mientras que desde fuera pudiera parecer que Gerry lo está llevando bien, puedes ver claramente el dolor en sus ojos.

Ambos tienen un aspecto angustiado y cansado pero de alguna forma consiguen pasar el día.

Los gemelos, pequeños como son, saben que las cosas han cambiado pero también que ellos son parte de una familia que tiene un mundo de buenos deseos.

Kate, una médico de familia, dijo que uno de los amigos de Sean le había preguntado “¿Eres médico?”.

Ella recuerda: “Sean simplemente intervino y dijo, “Mamá era médico pero ahora su trabajo es encontrar a Madeleine”. Fue directo. Por lo tanto entienden que tenemos un gran apoyo.”

Gerry, 41 años y Kate de 42, sacan consuelo de eso. Pero incluso mientras disfrutan de una excursión en familia y siendo capaces de reír con los gemelos, la desaparición de Madeleine proyecta una sombra.

Kate dijo: “Tuvimos un día hermoso la semana pasada, hacía sol y podías oler la hierba mientras la cortaban y pensé, oh, esto es realmente agradable. Y en ese momento parece que te llega.

“Madeleine aun no está aquí pero sí que tenemos períodos de normalidad. De hecho, yo diría que simplemente ha cambiado, en que ahora es un tipo de normalidad distinta.

“Aun tienes que cocinar y lavar, tenemos a Sean y Amelie y pasamos mucho tiempo con ellos. Vamos de viaje, van a nadar.”

Además de tener que mostrar una cara valiente por sus hijos, ambos se sienten casi culpables por cualquier momento de felicidad robada.

Tal como lo planteó Kate: “De repente te das cuenta de que en realidad está teñido.”

Gerry ha vuelto al trabajo, pero fue difícil comenzar.

El dijo: “Fue un poco incómodo al principio pero en ese momento me di cuenta que era mucho más fácil cuando estoy mentalmente activo, tanto desde el punto de vista de la campaña como también del trabajo.

“Para ser honesto, mucha gente estaba simplemente muy contenta de verme. Cuando volví al trabajo, con bastante frecuencia Madeleine estaría allí en las portadas de los periódicos. Así que fue un poco incómodo pero no ha sido un problema.”

Ahora los gemelos son lo suficientemente mayores para saber lo que le ocurrió a su hermana mayor. Pero Kate y Gerry han tenido que ser cuidadosos sobre ser honestos con ellos sobre Madeleine, para no asustarlos.

Al principio, cuando los gemelos preguntaron dónde estaba Madeleine, Kate les decía que estaba perdida.

Pero al ir creciendo empezaron a hacer más preguntas, Kate dijo: “Creo que fue el año pasado cuando Amelie me dijo, “¿Se ha escapado Madeleine?”

“Y siguió preguntándome en un lugar público así que al principio fue un poco complicado, dijo, “Porque no está bien escaparse”.

“Eso realmente me disgustó porque pensé que no quiero que piense que Madeleine ha hecho algo malo. Así que, probablemente sobre la tercera vez que me lo preguntó cuando estábamos en casa simplemente le explicamos que alguien se había llevado a Madeleine.

“Pero intentamos hacerles entender de la forma más suave posible. Es un poco como robar, tú sabes.

Así es cómo ellos lo entienden. Así que saben que alguien se la ha llevado y ellos saben que está mal.”

Es difícil imaginar lo difícil que debe haber sido contar a dos niños que las pesadillas pueden ocurrir y que los niños pueden ser secuestrados de sus camas.

Gerry dijo: “Ellos creen que fue un hombre que se la llevó. Fue un hombre malo y nosotros necesitamos intentar encontrarlos. Así que parte de lo que dicen es que mamá está trabajando para intentar ayudar a encontrar a Madeleine.”

Kate añadió: “Ellos ven constantemente cosas como una pegatina de coche o una etiqueta de equipaje o una pulsera y dicen, “Mira, ellos también nos están ayudando.”

Desde el momento en que Madeleine desapareció, Kate y Gerry, quienes estuvieron hoy en mi sofá de GMTV para hablar sobre su hija, han removido cielo y tierra para intentar encontrarla (moved heaven and earth).

Su campaña, que ha incluido una visita al Papa, una campaña en TV y de carteles, así como apariciones en programas como el de Oprah Winfrey, ciertamente consiguieron enviar el mensaje y el nombre de Madeleine fue conocido en el mundo entero.

Pero, también hubo un lado oscuro.

Kate y Gerry vieron como eran acusados de ser unos padres negligentes e incluso cómplices en la desaparición de Madeleine.

Fueron vilificados por haberla dejado en el apartamento vacacional mientras ellos cenaban en las cercanías con unos amigos.

Incluso fueron criticados por “haberlo llevado demasiado bien” porque no se venían abajo antes las cámaras, como si esto significara que su dolor no era genuino.

Cualquiera que los ve en privado sabe que esto es terriblemente injusto y completamente incierto. Su dolor es profundo, crudo y casi imposible de imaginar.

Gerry me dijo: “Te critican hagas lo que hagas. Lo que debes hacer es tomar decisiones por la razón correcta y hacerlo con las mejores intenciones.

“Al final, nosotros tomamos nuestras propias decisiones. Pero creo que probablemente, más que nada, yo diría que si pudiésemos volver atrás y cambiar lo que ocurrió obviamente no lo hubiésemos hecho. (Inciso: Como bien dice el Dr. Martin le traiciona el subconsciente ¿Qué es lo que no hubiesen vuelto a dejar solos a los niños o emprender una campaña mundial? Err… Tú sabes)

“Lo que yo diría es que la gente tiene que ponerse en nuestro lugar y preguntar ¿qué habrías hecho tú si fuese tu hija?” (Inciso: Aclarado, hablaba de la campaña… Se siente su “dolor”)

Aquellos que continúan condenando a la pareja seguramente aceptan que ellos han pagado un precio realmente terrible. (Inciso: ¿Seguimos hablando de la campaña, de lo terriblemente injustos que “nosotros” hemos sido “con ellos” o ahora hablamos de Madeleine?)

Bajo legislación portuguesa, Kate y Gerry se encontraron como “arguidos” lo que traducido más o menos significa sospechosos.

Así que no solo tuvieron que enfrentarse con la desaparición de su hija, sino que tuvieron que soportar ser investigados por la policía portuguesa y ver como les arrojaban el barro. (Inciso: Según palabras de Kate McCann ante el tribunal cuando demandó a Amaral ellos estarían dispuestos a soportarlo todo por su hija… Todo excepto ser investigados, contestar preguntas y participar en una reconstrucción de los hechos.)

Para Kate, en particular, fue difícil de manejar, especialmente durante los primeros meses después de la desaparición de Madeleine.

Dijo: “No lo esperaba porque todo lo que podía ver era que nuestra hija había sido llevada y está siendo sometida a algo aterrador. Pero ahora es una pequeña minoría.” (Inciso: Me he perdido. Una pequeña minoría ¿qué? Además, no fueron constituidos arguidos hasta septiembre cuatro meses después de la desaparición. También se equivoca con la utilización del tiempo verbal en su afán de hablar en presente. En todo caso sería “estaba y está siendo objeto…”)

En su campaña en curso, a Kate y Gerry les encantaría ver una revisión gubernamental completa del caso. (Inciso: Que soliciten la reapertura y se dejen de tonterías, no son los gobiernos los encargados de investigar sino la policía).

Gerry dijo: “No está bien que un ciudadano británico inocente y vulnerable, sea en esencia, abandonado. Nosotros no creemos que esté bien, que como padres, tengamos que conducir la búsqueda.

“Por supuesto, lo haremos pero no todo el mundo tiene los mismo recursos que hemos tenido nosotros.”

Ellos también han producido un paquete para los británicos que viajen al extranjero. Contiene carteles y pegatinas de coche con imágenes de Madeleine tal como era cuando desapareció y con el aspecto que podría tener ahora.

Gerry dijo: “Se trata de mantener su imagen ahí fuera. Quien sabe quien acabará viéndola. Pero si no tienes una imagen suya ahí fuera es menos probable.”

Tuve que preguntarles si realmente pensaban que Madeleine aun estaba viva.

Kate dijo: “Por supuesto, en mi corazón, siento que ella está ahí fuera.

“No hay nada que diga que no lo está. Así que seguimos trabajando y pensando así.”

Kate aun tiene una imagen clara de su hija en su cabeza pero es la imagen de una niña congelada en el tiempo a los cuatro años – o, como ella lo describe, “Madeleine a los cuatro años menos 9 días.”

Ella dijo: “Aun puedo oír su voz y tenemos un vídeo suyo. Cada pocos meses nos sentamos a verlo.”

Gerry dijo: “Muchas de las cosas de esta campaña, es casi como la Madeleine abstracta. Nuestro propio vídeo, es nuestro. Algunas veces tienes que abrazar el dolor. Es casi como si tuvieras que dejarlo salir.”

Para un paquete (comprar) y más información, visitar findmadeleine.com


Traducción de Mercedes