sábado, 1 de mayo de 2010

Caso Madeleine McCann – Kate y Gerry McCann en Lisboa, tres años después de la desaparición de su hija

Expresso – Edición impresa

1 de mayo de 2010


“Tenemos pistas y vamos a pedir la reapertura del proceso”

Texto: Rui Gustavo
Fotos: Tiago Miranda

Madeleine McCann desapareció hace tres años y sus padres vinieron a Portugal para intentar reabrir el proceso. Admiten que no tienen pruebas de que su hija está viva, aunque aseguran que tienen pistas que deben ser investigadas.

Pregunta: ¿Ha vuelto vuestra vida a la normalidad?

Kate McCann: Nunca será igual, aunque vivimos con una cierta normalidad. Gerry trabaja en el hospital, yo trabajo a tiempo completo en la campaña para encontrar a Madeleine y los gemelos van al colegio y a natación. Tenemos hijos, les debemos una vida normal.

¿Les han contado lo que sucedió?

KM: Se lo contamos después, aunque a medida que van creciendo –tienen cinco años- hacen otras preguntas. Amelie me preguntó si Maddie se había escapado y tuve que explicarle que había sido robada.

Gerry McCann: Sean habla todo el tiempo de encontrar a Maddie y en lo que hará a la persona que la robó. Saben que fueron a dormir y que cuando se despertaron su hermana había desaparecido. Aunque aun no se habían dado cuenta que alguien se la llevó. Cuando tenga consciencia de eso, creo que querrán saber dónde estábamos nosotros. Tendremos que explicar que estábamos cenando en el restaurante cercano.



¿Qué están haciendo, en este momento, para encontrar a su hija?

GM: Tenemos un equipo de investigación trabajando para nosotros a tiempo completo. Analizarán toda la información del proceso, hablarán con personas que entraron en contacto con nosotros e identificarán una nueva línea de investigación. Es un equipo pequeño, de tres personas, con base en Inglaterra.

¿Han descubierto algo concreto?

GM: Hay líneas, pistas que no fueron investigadas hasta el final, información que fue entregada a las autoridades.

¿A la Policía Judiciaria?

GM: Sí y a las autoridades inglesas. Sabemos que una de las pistas fue seguida y eliminada y otra fue considerada irrelevante. No estamos de acuerdo.

¿Qué pistas son esas?

GM: No puedo divulgarlas.

¿Testimonios oculares?

KM: No vamos a entrar en detalles para no poner en peligro lo que hemos descubierto.

GM: No estoy diciendo que tenemos a alguien que vio a Madeleine. Sino pistas que llevan a otras pistas y tenemos que convencer a la policía que las investigue.

¿Han realizado una petición formal de reapertura del proceso?

GM: Aun no. Pero vamos a solicitar la reapertura del proceso. Con seguridad. Eso es lo que hemos venido a hacer a Portugal.

¿Pero con qué fundamento? ¿Cree que algún procurador va a tramitar vuestra petición?

GM: ¿Se puede hacer? Puede. ¿Se va a hacer? No lo sé. Nunca vamos a conseguir prueba de que Madeleine está aquí o allí. Todo lo que podemos conseguir son pistas que tienen que ser investigadas.

Pero todo lo que han conseguido hasta ahora era inconsistente...

KM: Pero si alguien dijera que vio un coche azul en un lugar cualquiera, ¿no debe ser eso investigado? ¿Vamos a descartar las pistas sin siquiera verificarlas?

GM: Vamos a pedir a la policía que reúna toda la información del caso, vamos a ponerla en el mismo sistema y analizarla punto por punto. La PJ tiene declaraciones que no están en el proceso. Es un trabajo enorme que no conseguimos hacer, pero alguien tiene que hacerlo.

¿Por qué es tan importante impedir la venta del libro de Gonçalo Amaral?

GM: El libro estaba perjudicando la búsqueda de Madeleine.

¿Por qué?

GM: Si la gente cree que Madeleine está muerte y que nosotros y que nosotros encubrimos el crimen, van a dejar de buscarla. El libro está lleno de omisiones y falta de prueba circunstanciales.

Es la conclusión a la que llegó el policía que investigó el caso. ¿No tiene derecho a tener su opinión y publicarla?

GM: Cuando hay un desacuerdo se recurre a los tribunales. Y la ley no ha dado la razón. La libertad de expresión no es más importante que el derecho a no ser falsamente acusados.

Gonçalo Amaral no tiene la culpa de que los perros hayan detectado olor a cadáver en la casa.

GM: Nos perturbó la historia de los perros aunque la verdad es que no son fiables al 100%, tiene que ser corroborado con las pruebas forenses, esto no sucedió. No había ADN de Madeleine. El propio director de la PJ admitió que fue precipitada nuestra constitución como arguidos.

¿Aun hay dinero en el fondo?

KM: Sí, Las contribuciones no han parado y tenemos 500 mil libras.

¿Creen que Maddie murió?

KM: Al principio sí, no pensaba en otro cosa. Pero nadie encontró una prueba de que estuviera muerta y la verdad es que alguien puede tenerla presa.

GM: No somos ingenuos y hay una posibilidad de que esté muerta. Pero es una niña pequeña y en los casos de rapto (presunto), cuanto más pequeños mayor es la posibilidad de que se adapten y de que sobrevivan.

KM: Sucede. Ya ha sucedido.

¿Aun está ella presente en vuestra casa?

KM: Sí. Aun tenemos la habitación como estaba, hay fotografías por toda la casa. Hablamos de ella todos los días.

GM: Tenemos que descubrir qué pasó, para poder seguir adelante.

¿Sueña con ella?

KM: Solo soñé con ella tres veces. Sueños muy reales, que la tenía en brazos. Es extraño ¿verdad? 

Inciso: Ya se han ido de Portugal ¿solicitaron la reapertura antes de marcharse?

Traducción de Mercedes