sábado, 1 de mayo de 2010

Caso Paulette Gebara - Admite Peña Nieto deficiencias de la PGJEM en caso Paulette. Con vídeos.

La Jornada

Viernes 30 de abril de 2010, p. 32

Por Israel Dávila, corresponsal

La dependencia aún no tiene fecha para presentar un informe

Alberto Bazbaz ya recibió los resultados de las pruebas periciales

Toluca, Méx., 29 de abril. El gobernador del estado de México, Enrique Peña Nieto, admitió por primera ocasión que ha habido deficiencias en la investigación para esclarecer la desaparición y muerte de la niña Paulette Gebara Farah, pero solicitó tiempo para que la Procuraduría General de Justicia del estado de México (PGJEM) recabe los elementos necesarios para resolver este asunto con bases científicas.

Durante una gira por Washington, el mandatario respaldó una vez más al procurador de justicia del estado, Alberto Bazbaz Sacal, aunque anunció que se hará una evaluación y habrá que reconocer con toda claridad tanto los aciertos como las deficiencias de la PGJEM en las pesquisas.

El mandatario habló con reporteros al salir de una reunión con directivos del Banco Interamericano de Desarrollo. Afirmó que con apoyo de diversas instancias se podrá saber la verdad de lo que ocurrió con Paulette.

A la investigación se han sumado la Procuraduría General de la República (PGR), la del Distrito Federal (PGJDF), la Oficina Federal de Investigación de Estados Unidos (FBI, por sus siglas en inglés), así como expertos en criminalística de la Marina y el Ejército Mexicano.

Este viernes se cumple un mes de que fue encontrado el cadáver de Paulette Gebara en su domicilio, en el municipio de Huixquilucan. La PGJEM consideró inicialmente que se trataba de un homicidio, pero luego reculó y sugirió que no se descartaba un accidente.

Paulette Gebara fue encontrada sin vida en su habitación, en una rendija entre el colchón y la estructura de madera de su cama, nueve días después de que sus padres, Mauricio Gebara y Lisette Farah, reportaron que había desaparecido.

Durante el lapso en que no se supo del paradero de la menor, en su cama durmieron al menos cuatro personas, sin que ninguna se percatara de la supuesta presencia del cadáver.

Sus nanas, Érika y Martha Casimiro, quienes fueron arraigadas durante una semana junto con los padres de Paulette, han declarado ante el Ministerio Público que era imposible que la niña hubiera estado nueve días ahí sin que nadie se diera cuenta.

Señalaron que ellas tendieron la cama en varias ocasiones y no detectaron nada.

El procurador Alberto Bazbaz se ha negado a dar declaraciones sobre este asunto desde hace tres semanas.

Fuentes de la dependencia confirmaron que todas las pruebas periciales que se encargaron a dependencias externas ya fueron entregadas y aún se cotejan con las practicadas por la procuraduría mexiquense.

En cuanto termine el análisis de los peritajes se podrá explicar públicamente lo que sucedió con la niña, informó la fuente.

Mientras, el Ministerio Público sigue llamando a declarar a personas del círculo cercano a la niña. En días recientes han sido requeridos los abuelos paternos y maternos de la menor, los hermanos y hermanas de sus padres, así como las nanas.


Vídeos:

Las sábanas fueron retiradas de la cama




Entrevista con las nanas de Paulette

´Se tendió la cama y nunca vimos el cuerpo´
Las hermanas Casimiro aseguran que después de la desaparición de la niña Paulette, revisaron cada rincón de su cuarto, sostienen que nunca estuvo el cuerpo en la recamara