lunes, 16 de mayo de 2011

Testigos del caso Madeleine McCann se les pide revivir la noche que desapareció


15 Mayo 2011 by James Murray

Se debería pedir a los testigos clave que se encontraban en y alrededor del complejo Ocean Club cuando despareció Madeleine McCann que participen en una recreación para ayudar a Scotland Yard en la búsqueda de la niña.

El ex-comandante de Scotland Yard, Dai-Davies, cree que la polémica reconstrucción con Kate y Gerry McCann, sus amigos y otros podría ser vital para alentar a nuevos testigos a presentarse.

Cuando el detective portugués Paulo Rebelo se hizo cargo del caso estaba frustrado por no ser capaz de llevar a cabo una reconstrucción que creyó podría proporcionar un gran avance.

Sin embargo, en ese momento había tensiones en la relación entre los McCann, los llamados Tapas Siete y la policía portuguesa y había sospechas sobre los motivos de tal ejercicio.

El Sr. Davies, director de protección real en Scotland Yard y ahora un respetado consultor de seguridad, dijo: “Yo creo que una reconstrucción debería ser una de las ideas sobre la mesa y debería ser considerada seriamente, aunque obviamente tendría que ser manejada con mucho tacto y diplomacia.

“Reconstrucciones emitidas en Crimewatch muchos, muchos años después de grandes crímenes han sido cruciales en la resolución de investigaciones complejas y difíciles. Si la reconstrucción fuese emitida en toda Europa podría inspirar a alguien a presentarse con información importante.

Jane Tanner, la amiga de los McCann que afirmó haber visto a un hombre transportando a una criatura cerca del apartamento 5A del complejo en Praia da Luz en el Algarve portugués el 3 de mayo de 2007, días antes del cuarto cumpleaños de Madeleine, ya ha participado en una reconstrucción parcial realizada para un documental para la TV.

Otro testigo importante es el irlandés Martin Smith, que también vio a un hombre transportando a una criatura en sus brazos más tarde aquella noche.

El Sr. Davies dijo: “Además de estos testigos importantes sería útil buscar la cooperación de otros que estaban trabajando en el Tapas bar.

“Con la estrecha implicación de Yard y la cooperación de todos los testigos importantes y un acuerdo para que una versión grabada sea emitida en Crimewatch y su equivalente portugués, yo creo que una reconstrucción sería muy útil. También pienso que Yard debería llevar a cabo una revisión completa de todas las pruebas forenses ya que podría habérseles escapado algo y deberían buscar a los testigos importantes para ver si no se siguió alguna línea de investigación

“Se han producido muchos retratos-robot durante estos años y el equipo estará ansioso para intentar identificar a esas personas.” John O’Connor, ex director de la brigada móvil de Yard, dijo: “Tienen mucha suerte de que ya haya una montaña de pruebas para revisar y analizar y ellos son muy buen en eso. Son buenos concentrándose en las pistas realmente importantes y cómo fueron seguidas.”

Aunque la policía portuguesa hizo públicos decenas de archivos del caso, retuvieron documentos con datos de británicos que vivían en la zona con antecedentes criminales por abusos sexuales. (Inciso: A petición del CEOP)

Esa informa será puesta bajo microscopia por la unidad de élite del Comando de Homicidios y Delitos Graves.

El Detective Inspector Jefe Andy Redwood liderará el equipo e informará al Detective Superintendente Jefe Hamish Campbell, comandante de la unidad. El oficial de rango superior es el Comandante Simón Foy.

El Sr. Campbell es utilizado para manejar casos difíciles y de alto perfil, fue responsable de la investigación por el asesinato del presentador de noticias de la BBC Jill Dando y es conocido por atención a los detalles y su tenacidad.

Se espera que el DCI Redwood dispondrá por momentos de 10 oficiales trabajando para él y los dividirá en grupos concentrados en distintos aspectos del caso.

Se espera que viaje a Portugal a finales de mes con un pequeño equipo para contactar con los detectives en Lisboa y Portimão, a unas 20 millas de Luz. La policía portuguesa sigue siendo la fuerza que lidera la investigación.

En su libro, Madeleine, publicado la semana pasada, Kate McCann de 43 años, reveló la existencia una nota en el libro de mensajes del personal del Ocean Club que decía que las familias estaban dejando a sus hijos sin atención cada noche.

Dijo: “Estaba consternada. Esto era un farolillo rojo para un rapto de niños y sin embargo no se menciona en el expediente hasta diciembre de 2007. ¡Diciembre de 2007! ¡Siete meses después del secuestro de Madeleine! Solo pude concluir que su relevancia no había sido apreciado por la policía.”

Un camino que explorarán los oficiales es si los avistamientos de Madeleine fueron tomados en serio y debidamente examinados. La semana pasada una mujer de edad contactó con el Sunday Express para decir que había visto a Madeleine en el pueblo costero español de Torrevieja, cerca de Murcia, el día siguiente del secuestro.

La mujer, de 81 años, dijo que ella y su marido habían visto a una niña con un hombre de aspecto sospechoso cerca de algunas tiendas. Dijo: “Definitivamente era Madeleine porque reconocí la marca en su ojo. Fui a la policía allí y he estado con la policía británica pero no creo que el avistamiento fuese investigado adecuadamente.

Hemos entregado los datos de este incidente a los investigadores privados que trabajan para los McCann.

La semana pasada revelamos que el trabajador juvenil alemán, Martin N., que está siendo interrogado sobre una serie de asesinatos de niños por toda Europa, será preguntado si estaba en Praia da Luz cuando desapareció Madeleine.

La policía alemana dice que ha confesado el asesinato de un niño y será interrogado sobre unos 40 abusos sexuales.

© Traducción de Mercedes