Un "vergonzoso" episodio de pruebas distorsionadas

Los avistamientos de dos de los “nuevos testigos” recientemente anunciados por los McCann han sido investigados por la Policía Judiciaria (PJ), sospechosos identificados y eliminados...

La verdadera historia de Madeleine McCann

Cuatro vídeos realizados por Richplanet TV. Si quieres conocer la versión "no oficial" de esta historia... No puedes perdértelos

The Cracked Mirror

Más allá de la caja negra - Cuentos de policía - Día crucial - 4 de mayo, la actuación de su vida -Cuatro entradas con un amplio resumen del Caso Madeleine McCann desde su comienzo

Dos artículos de Chris Friend - Reportero de investigación americano

"Cuatro años después de la desaparición de una niña británica, hay más preguntas que respuestas"

Unos cuantos datos que vale la pena recordar

Excelente artículo publicado por Paulo Reis destancdo algunos detalles que vale la pena recordar sobre el Caso Madeleine McCann

Enfants Kidnappés

Blog ya desaparicido pero permanece la traducción. Un artículo que vale la pena recordar.

Artículo de obligada lectura

Reflexiones sobre temas de actualidad en Portugal por el periodista y escritor Len Port

Los McCann pierden la batalla judicial contra Gonçalo Amaral (2017)

Se enfrentan ahora al pago de las costas judiciales

domingo, 30 de noviembre de 2014

Caso Madeleine McCann: Confirmación Improbable

The Blacksmith Bureau

28 noviembre, 2014
Cuando el blog de Textusa afirma que, después de todo, no hay un encubrimiento de Scotland Yard, por fin, la realidad finalmente se va haciendo camino.

No sirve de nada que el Bureau repita que nunca existió un encubrimiento, al igual que no hubo un Tapas diez, al igual que nunca ha habido una conspiración política para proteger a los McCann, al igual que no hubo ninguna conexión entre redes de pedofilia en Reino Unido y los McCann, al igual que nunca hubo ninguna conspiración Brian Kennedy, al igual que Murdoch nunca protegió a nadie, al igual que el embajador Buck no intentó influenciar indebidamente a Alipio Ribeiro, al igual que la presión política de Reino Unido no influyó en la destitución de Gonçalo Amaral, al igual que Rebekah Brooks no influyó a David Cameron en la delicada decisión de iniciar la revisión.

No sirve para nada que lo digamos porque lo hemos dicho durante años, es aburrido y no hay ninguna prueba de que hayamos influido en una sola persona para que adopte la misma línea. Y seguramente no los convenceremos ahora.

Entre 2008 y 2011 realmente parecía valer la pena intentarlo, a nuestro pequeño modo, influenciar el debate púbico y en internet. Esto, porque creíamos que las diferentes teorías de una mano oculta que eran en sí mismas una mano oculta, ayudando por su improbabilidad a proteger a la pareja de perder el apoyo público. Echa un vistazo a las declaraciones y entrevistas de los McCann en busca de un rastro de temor o negaciones enfurecidas de que estaba siendo protegidos y encontrarás nuestra favorita – radio silencio. De hecho, la pareja agradece estas cosas.

Dejando de lado el avance de la apisonadora Grange, lo único que realmente enloquece a la pareja son los perros, Amaral y el contenido del expediente británico, tal como sus palabras y actos tan claramente demuestran: su temor fundado de esos elementos cruciales del caso los ha llevado a arriesgarlo todo, y queremos decir todo, en un desesperado intento de neutralizarlos.

Por el contrario, cualquier expresión de temor, por sí mismo una señal reveladora de los riesgos tomados, ante el posible desentrañamiento de un complot para protegerlos ha estado completamente ausente – porque no tienen nada que temer de algo que no existe. No es solo su vanidad psicópata la que ha acogido la creencia de que están en centro inamovible de una vasta red de protección corrupta, al igual que esa alegría excitada cuasi-sexual que la gente que rodea a Lance Armstrong ha confesado ahora de forma pública. No, es su certeza de que sus cuellos no se resentirán en esa dirección y su ahora decreciente esperanza de que cuanto mayor sea la concentración en esta quimera menor será la atención sobre sus vulnerabilidades reales.

Huida, perseguida por los perros

Compáralo con el historial en relación a su obsesión con esas tres amenazas reales. En su último intento de influir en el juicio por difamación en Lisboa, cuando se dirigió personalmente al tribunal, Gerry McCann presentó un retrato de una familia inocente totalmente angustiada porque la búsqueda de su hija desaparecida había sido saboteada por las afirmaciones de un ex-policía errante. Sí, le dijo al tribunal, él y su mujer habían sufrido una ansiedad personal terrible por las afirmaciones pero esto no era nada comparado con el daño que el libro había hecho al hacer que la gente dejara de colaborar. Todo lo que importaba era Madeleine, no ellos.

Todo memeces lacrimógenas de principio a fin hasta que nuestro estoico héroe de repente desapareció cuando el juez estaba a punto de despacharlo – reemplazado por un desesperado ex-arguido agarrándose a un clavo ardiendo para protegerse. Los perros no habían detectado sangre, gritó, ante las objeciones del juez. Estaban equivocados – pero el juez le retiró el uso de la palabra.

Desesperación es la última impresión que Gerry McCann quería que los que monitorizan la Operación Grange percibieran, pero no pudo evitarlo: los perros los persiguen.

¿Duermen bien?

La persecución de los McCann a Amaral es demasiado conocida para necesitar ensayo. Intentar tenderle una emboscada con afirmaciones que fueron totalmente incapaces de respaldar ante el tribunal fue por sí mismo una señal reveladora. Pero su temor y obsesión casi enloquecida con ese hombre ha crecido a proporciones grotescas – todo alimentado por lo que una vez comenzó como una horrible sospecha suya, pero que se ha convertido en una certeza desesperada: silencio ante sus afirmaciones y la derrota en un juicio por difamación donde solo tienen dos opciones y están condenados por cualquiera de ellas. En sus comentarios públicos sobre él, especialmente ante la puerta del Tribunal de Lisboa, sus caras están distorsionadas por el odio y el temor, y en “Madeleine” Amaral es visto por la afligida Kate McCann, como una especie de zombi vudú acechándoles bajo la luna llena.
“Tal vez Amaral había accedido a algún tipo de subconsciente nacional... Sé que no estoy asustada... cómo ha tratado a mi preciosa Madeleine... Gonçalo Amaral se acercaba... pero yo me mantuve fuerte y pasé junto a él sin decir nada... tres de sus oficiales estaban acusados de tortura... estos ataques removieron emociones terribles en mi... todo mi cuerpo intentaba gritar... en vez de eso simplemente aullaba internamente... un pendiente de diamante... no podía dejar de mirarlo... era como si estuviera intentando saber lo que pensaba... mi corazón palpitaba un poco más fuerte y me agarré fuertemente a crucifijo de madera mientras pasaba.”
Ni una sola mirada. Nunca

Y por último esos archivos. Del mismo modo que no pueden sacarse de la cabeza a Amaral y esos spaniels, tampoco pueden olvidar esos archivos británicos sobre el caso por temor a lo que puedan contener, al igual que los archivos con los análisis de las declaraciones retenidos por la PJ, para intentar entender a sus cazadores. Nunca han dejado de intentar poner las manos sobre ellos desde que el caso fue archivado, a pesar de ser conocedores de las sospechas que suscitan sus actos. Nuevamente, creen que no tienen otra elección. Los pidieron ante el Tribunal en verano de 2008, Yard y la policía de Leicester les golpearon de nuevo en diciembre de 2009 con una declaración conjunta indicando que se denegaría el acceso a todo el mundo hasta que el caso hubiera concluido y poco antes de que David Cameron pusiera en marcha el último acto, ya estaban a ello de nuevo.
“Significativamente, no tenemos acceso a toda la información que ha llegado a la investigación. El proceso de las autoridades portuguesas posee una gran cantidad de material que no fue incluido en el expediente policial puesto a disposición del público. La policía británica, también, guarda información que nosotros no tenemos. Cuantos más datos podamos conseguir, más completa será la imagen y mayores nuestras posibilidades de encontrar a nuestra hija. Si no se acepta la revisión, o de hecho si nunca se toma una decisión, no nos quedará otra alternativa más que requerir la divulgación de toda la información en posesión de la autoridades relacionada con la desaparición de Madeleine [negrita del Bureau]”. Última amenaza de Kate McCann.
Estos intentos desesperados y de alto riesgo para evitar las amenazas reales a las que se enfrentan no tienen equivalente en ninguna reacción defensiva a las sospechas de protección que han circulado en torno a ellos, como los lectores pueden comprobar por sí mismos en las fuentes habituales.

Probablemente, ahora se entienda bastante bien que la demanda contra Bennett era parte de un complot para rematar la destrucción de Amaral que había comenzado con la incautación de sus bienes. La única, minúscula, posibilidad que los McCann veían para escapar de ser aplastados entre el silencio y la derrota legal portuguesa era desprestigiar a Amaral hasta que su credibilidad fuese cero – por asociación. El plan era utilizar algunos comentarios imprudentes de Gonçalo Amaral y las teorías de Bennett, que se había vinculado con entusiasmo a Amaral y la camarilla anti-británica que lo rodeaba, para demostrar que Amaral en persona era también un fantasioso vicioso que no podía distinguir las pruebas de la invención. Esto es lo que Gerry McCann estaba intentando aun en 2014 durante su declaración personal ante el tribunal cuando relacionó lo que había escrito Amaral con lo que había hecho Bennett, recordando al juez que este último también había invitado a Amaral a dirigirse a su fundación.

Hacía mucho tiempo que Bennett estaba bajo vigilancia para obtener la prueba de esa vinculación que los McCann no consiguieron aportar en el Tribunal, aunque él no mostró ninguna señal de saberlo. Los amigos de la pareja en los medios de comunicación, ya tenían preparadas las portadas nacionales y un fotógrafo para tomar las imágenes mortales de Bennett dando una calurosa bienvenida a Amaral a su llegada a Reino Unido tras aceptar la invitación – de la que ellos eran conocedores – así como unos honorarios seductores además del billete de avión y todos los gastos pagados que los acompañaban. ¡Los dos locos vistos juntos! Afortunadamente, GA declinó la invitación, aunque realmente le habría venido bien el dinero en ese momento. Sin embargo, Gerry no se molestó en decirle al juez que la invitación fue ignorada, ¿verdad?

Es durante ese período cuando, sí, sentimos que valía la pena hacer todo lo que estaba en nuestra mano para contrarrestar la conspiración, porque creímos que realmente era una amenaza para Gonçalo y por lo tanto para el intento de meter a Kate y Gerry en un tribunal. Sin duda sobreestimamos nuestro propio impacto y tal vez - ¿quién sabe? – nos engañamos a nosotros mismos pero este fue el motivo por el que desde 2009 a 2011 escribimos de forma continuada en el Bureau para exponer la completa ausencia de pruebas para las múltiples teorías de la protección, atacamos a Bennett –causando indignación – e incluso criticamos a Gonçalo, lo que nos costó algunos amigos portugueses, mientras que al mismo tiempo trabajamos detrás del escenario para intentar contrarrestar el efecto de las malas influencias en la campaña de Gonçalo. Acertadamente o no pensamos que valía la pena intentarlo.

En 2011, tras la victoria de Gonçalo en el Tribunal de Apelaciones, apareció la nota de suicidio “Madeleine”, comenzaron las nuevas investigaciones de revisión y la pobreza de los cargos de los McCann contra Amaral, así como su incapacidad de encontrar un solo testigo importante deseoso de testificar para ellos en Lisboa, según se reveló. A partir de entonces solo era una cuestión de tiempo y la necesidad de un argumento público serio – marcara la diferencia o no – era pasado, aunque todavía no podemos resistirnos a retorcer algunos rabos de vez en cuando.

Los chismes del encubrimiento aun prevalecen, al igual que la decidida anglofobia detrás de él en Portugal, pero a pesar del hecho de que el Team ha intentado utilizar las acusaciones de encubrimiento en su campaña secreta dirigida por el Mirror para dividir las dos fuerzas, ahora es irrelevante dado que los hechos, no las teorías, están determinando el futuro, tal como demuestra Textusa ahora. Los McCann han perdido en Portugal y la Operación Grange está más cera de llegar a su fase final. La única asignatura pendiente al margen de los tribunales que todos nosotros podemos ayudar a completar, es el futuro de Clarence Mitchell que, por supuesto, evitará la acusación. Aunque, él se hundirá con el barco, de un modo u otro. ¿Verdad, Clarence?

© Traducción de Mercedes

sábado, 29 de noviembre de 2014

Caso Madeleine McCann: La Muerte de un Encubrimiento

TEXTUSA

28 de noviembre, 2014

Una casa de Alentejo con su típico "acabado Murat"
El Alentejo es esa parte del territorio portugués inmediatamente al norte del Algarve y sigue todo el camino hasta el río Tajo, como referencia general.

Se extiende a través de las dos terceras partes del centro y el sur de Portugal y abarca ondulantes praderas, interminables olivares, alcornoques, campos de trigo, casas encaladas, ruinas romanas, pueblos con encanto y una tranquilidad que todo lo abarca

Sus casas son muy típicas. De postal. Encaladas con un azul vibrante, o amarillo oscuro, con líneas en los contornos lo que les da su identidad inconfundible.

El simplista pero notable contraste de esto contra los restos de sus muros encalados han convertido a estas casas en piezas centrales de muchos trabajos de artistas.

Pero un hecho poco conocido es que el efecto artístico no pretende ser artístico sino una respuesta inteligente a problema.

Afirmando lo obvio, hace que la casa sea blanca de arriba a abajo, ideal para evitar el calor del sol de las abrasadoras tardes de Alentejo.

El problema es que esta blancura se ensucia fácilmente. La mano humana en puertas y ventanas y la lluvia golpeando el terreno cercano a los muros llenándolas de barro.

La solución fue pintar esta franja de color alrededor de las zonas donde el encalado podría estropearse

Nosotras lo llamamos ahora el “acabado Murat”. O no blanquear/encubrir* donde es inútil o estúpido hacerlo.

Cuando Robert Murat fue nombrado como “Persona de Interés” la semana pasada por SY, Reino Unido demostró muy claramente que el encubrimiento del caso Maddie es inútil.

Las posibilidades de que se haga bien son muy, muy escasas, por no decir imposible, tal como afirmamos en “La Caja de Pandora de Maddie”. Cuando dijimos que “no era tan sencillo ni tan alcanzable.”

Habiendo jugado públicamente la carta de Robert Murat, Reino Unido ha hecho que el encubrimiento en el caso Maddie sea imposible. No difícil sino imposible.
Todo lo que tenemos que hacer
es unir los puntos y esposarlos

Todo tiene que ver con el hecho de que Robert Murat es un punto que solo puede unido a la verdad.

Volvamos a mayo de 2011, cuando a SY se le encomendó el aparentemente sencillo trabajo de unir algunos puntos del caso McCann y poner a la pareja entre rejas lo más rápidamente posible.

Como ya sabemos, se pasó por alto que faltaba un punto: el cuerpo de Maddie. Sin él, el Met no sería capaz de completar el rompecabezas que le habían encomendado.

Retrato-robot final de SY del
secuestrador de Maddie
Por ello se tuvieron que inventar muchas otras historias.

Desde el principio hemos dicho que el encubrimieto no sería una solución pero eso no significa que no se considerara e incluso creemos que se persiguió con convicción.

Habiendo llegado a la conclusión de que con la unión de puntos inicial no se podrían alcanzar las opciones disponibles de aquellos que decidían qué se debía hacer después parece claro: cerrar sin una conclusión o salir con algún tipo de resultado.

Nosotras creemos que en algún momento se tomó la decisión de ir en busca de la verdad. Sin embargo, todos los implicados sabían exactamente lo poderoso que es el “Lado Oscuro”.

Por lo tanto la táctica era buscar la verdad, de forma encubierta y lentamente, pero manteniendo la puerta al encubrimiento claramente abierta. Eso se hizo, en nuestra opinión, con 2 objetivos.

La primera era perseguirla si era posible. Si mientras se recorría el camino a la verdad se percibía que el encubrimiento era factible, entonces la ruta debería ser cambiada. La segunda, era no ser hostil con el “Lado Oscuro” y evitar su reacción.

SY comenzó a dibujar nuevos puntos a unir en el tablero.

Nosotras diríamos, que hasta Robert Murat, utilizando un poco de imaginación podríamos unirlos en torno a los 3 ladrones.

Incluso Burgundyman, el agresor sexual del que nunca se oyó hablar, podríamos repetir, con algo de imaginación y ausencia de razones, podría relacionarse con la historia de los 3 ladrones.

Pero todo cambió con Robert Murat.

Simplemente no hay manera, cualquiera que sea la imaginación que uno utilice, de unir este punto, Robert Murat, con los puntos del encubrimiento.

Robert Murat no puede ser un espectador del robo. Murat fue el individuo más escrutado del proceso

Su casa y sus ordenadores fueron examinados. Sus llamadas de teléfono analizadas.

Murat fue el único arguido durante muchos meses. Los otros 2, los McCann, solo fueron arguidos en suelo portugués durante un par de días, si eso. Sus vidas no sufrieron el mismo escrutinio que la de Murat.

¿Podría ser Murat el cabeza de turco?

Durante la investigación se intentó. Channel 5 criticó la cobertura mediática de Robert Murat, pero parecían no darse cuenta de que no sólo lo habían perfilado como sospechoso dos representantes del CEOP, sino 3 miembros del grupo Tapas también habían insistido que lo habían visto cerca del apartamento de los McCann la noche del 3 de mayo.

Incluso se enfrentó a aquellos que lo acusaban de no estar en casa aquella noche y mantuvo su posición con convicción.

En aquel momento se hizo todo para hacer que Murat pareciera culpable. Él rechazó el papel firme y públicamente.

Tras el archivo del proceso, los McCann insistieron en mantener la sombra de la sospecha sobre Murat.

El libro de Kate tiene mucho que decir sobre Murat y el papel de sus [de ella] amigos.

En la página 133, en relación al día que Murat fue constituido arguido, Kate describe como viendo las noticias en la televisión, viendo a la policía ir a la casa de Murat y llevarse sus pertenencias. Ellos no habían recibido una advertencia previa de este acontecimiento, según Kate.

“Estábamos aterrados de que lo siguiente que íbamos a ver era a un policía salir con una pequeña bolsa para cadáveres.”

Una afirmación muy melodramática. En realidad, lo que ella hubiera visto si la policía hubiese descubierto un cuerpo, hubiese sido a un equipo de forenses vestidos de blanco, que habrían examinado el cuerpo in situ. Los padres habrían sido informados de un hallazgo semejante. ¿Es remotamente posible que un descubrimiento así hubiese sido revelado en las noticias de esta manera?

¿Qué es en realidad lo que Kate está diciendo aquí?

En la página 134, Kate describe las sospechas de la reportera Lori Campbell, que denunció la conducta de Robert Murat a la policía. Sigue una descripción del infructuoso intento de Jane Tanner de identificar a un hombre, desde una furgoneta encubierta como un furgón de reparto refrigerado.

En la página 136, Jane le dice al agente de la policía de Leicester, Bob Small, que Russell y Rachael Oldfield se habían visto a Murat delante del apartamento de los McCann LA NOCHE que Madeleine “DESAPARECIÓ”. No dice que lo vio Fiona, sino que la policía tomó “MÁS” declaraciones de “Fiona, Russell y Rachael”. ¿Por qué olvidarse inicialmente de Fiona?

En la página 156, 2 agentes de la PJ “gotea” información a Kate sobre Murat, “fragmentos de pruebas” relacionándolo con la desaparición de Maddie (tenga en cuenta, no secuestro) pero no suficiente para acusarlo, incluido un recorte de prensa titulado “Encierre a sus hijas” que afirmaba que Casanova había sido un pedófilo. Aquí, Kate añade un detalle que puede no haber sido muy conocido, para asegurarse de que nos hacemos buena idea del tipo de temas que le interesan a Murat.

Para aclarar los rumores sobre el material encontrado en los ordenadores confiscados, hay material de naturaleza pornográfica constante en el Sumario de la PJ “Outros Apensos 3, 339-551” con esta advertencia del traductor – “Por favor tenga en cuenta que hay imágenes pornográficas (aunque sea en forma de dibujos animados) en este expediente.” Ver páginas 469 a 476. Tal como era visto por la PJ, obviamente no considerado ilegal o relacionado con actividades pedófilas por parte de Murat. Este material está bastante extendido en Japón y se llama “manga”.

En la página 157, Kate lee el sumario de la PJ en 2008 y no encuentra nada que implique a Murat, pero después escribe:

“Varios testigos, incluidos Fiona, Russ y Rachael, denunciaron haber visto a Murat cerca de nuestro apartamento la noche que Madeleine desapareció [es palabra otra vez]. Siempre ha negado categóricamente haber estado allí, y su madre confirmó que estuvo en casa toda la noche.”

¿Entonces, Kate está llamando mentirosos a sus amigos o a Murat? ¿A cuál?

En las páginas 195-6, el 11 de julio de 2007, Fiona, Rachael y Russell regresan a Portugal para clarificar sus declaraciones en relación con sus avistamientos de Robert Murat. Se organiza un careo; un procedimiento legal que reúne a los testigos para discutir las inconsistencias en sus declaraciones, según Kate.

Supuestamente iba a unirse a ellos Silvia Batista, pero no lo hizo. Estaba presente el abogado de Murat.

Meses después, los 3 se adhirieron a sus declaraciones. Murat dice “...que no había estado alrededor del apartamento el día 3 de mayo y que los tres estaban mintiendo.”

Por lo tanto, nuevamente, ¿está diciendo Kate que sus amigos están diciendo la verdad, habiendo tenido tiempo para reflexionar y considerar que pudieran estar equivocados? Creemos que debemos asumir que ella apoya su versión, dada su generosa alabanza “mi querida amiga Fiona”. ¿Debemos asumir por lo tanto, que está acusando a Murat de mentir?

En la página 188, Kate suscita el tema del avistamiento de Murat por parte de sus 3 amigos con el agente de la PJ Luis Neves.

“¡No, Kate!” Espetó. Nuestros amigos NO lo habían mencionado en sus declaraciones, dijo. Ligeramente desconcertada por esta respuesta agresiva, insistí, un poco nerviosa, de que estaba segura que ellos: no en sus primeras declaraciones, sino las que habían dado cuando Murat fue constituido arguido, habiéndolo reconocido inmediatamente en las noticias televisadas...

En nuestra siguiente reunión, Neves cambió de táctica y nos dijo que una de las gerentes del Ocean Club, Silvia Batista, la mujer que había hecho de intérprete para nosotros el 3 de mayo, también había informado haber visto a Robert Murat en el interior de nuestro apartamento aquella noche.”

¿Y qué pasa con los McCann? ¿No lo sabrían si hubiesen visto a Murat en su apartamento aquella noche? El libro parece plantear más preguntas que respuestas sobre el tema de Robert Murat.

No vimos mención alguna al papel del CEOP o de Joe Sullivan en relación al perfil de Murat en el libro de Kate.

Así que nos enfrentamos a las siguientes opciones para la materialización del encubrimiento:

Robert Murat es un cabeza de turco. Teniendo en cuenta la conducta de Murat en 2007/2008, clasificaríamos esta posibilidad como NULA.

Robert Murat ayuda a la tesis del robo. Teniendo en cuenta que eso significaría contradecir todo lo que ha dicho a las autoridades también clasificaríamos esta posibilidad como NULA.

¿Unir los 3 puntos?
¿Cómo?
¿Ves tú alguna otra opción? Nosotras no.

Murat, sin pronunciar una sola palabra, ha dinamitado cualquier posibilidad de que la existencia de un encubrimiento.

Murat, sin pronunciar una sola palabra, porque SY lo ha considerado una “Persona de Interés” del caso Maddie ha cerrado el caso del encubrimiento.

Lo único que sigue abierto ahora son la verdad y el re-archivo.

Él es un punto que no puede ser conectado a los del encubrimiento: 3 ladrones y Burgundyman.

Él es un punto que SOLO puede ser conectado con los puntos de la verdad.

Porque él ES un punto. Está en el tablero. Es una carta que ya ha sido jugada. Está en la mesa. Es un movimiento que no puede ser replegado.

Las piezas del puzzle no encajan bien...
simplemente coje un martillo
Al apuntar con el dedo a Murat, SY está diciendo que el encubrimiento es inútil. Mejor se olvida todo y empezar a concentrarse en colorear las cosas.

¿Recuerdas cuando dijimos en nuestro post “Piezas desafortunadas, Héroes Emergentes” que el juicio por difamación McCann vs The Times habría sido una jugada de jaque mate?

En ese momento había un SI.

Lo hubiese sido SI ocurriera. Dejamos claro que sería jaque mate si el juicio por difamación fuese verdadero.

Un juicio por difamación con toda la atención mediática que habría tenido.

Creemos que nuestro post, al exponer la intención, incluso si solo fue leído por unos pocos cabezotas, dejó sin contenido el propósito de esta jugada y todo terminó siendo algo completamente desapercibido donde los McCann ganaron algo de dinero que suelto que le sobraba en el bolsillo a Rupert Murdoch en ese momento, 50.000 libras, pero no para ellos (el Fraudulento Fondo) sino debiendo entregarlo a una entidad sin ánimo de lucro.

Pero ahora, SY ha anunciado el jaque mate. Sin peros.

Ahora parece que hemos sido transportados en el tiempo. Es como si el juego volviera a 2007/2008. Maddie está muerta. La atención de SY, pero no de la PJ, se centra en personas de interés relacionadas con el Ocean Club. Las pruebas forenses están encima de la mesa.

Básicamente la única diferencia es que es SY quien está en el punto de mira, no la PJ. Es SY quien será responsable de cualquier conclusión a la que se decida llegar.

Estar en el punto de mira no significa que SY se haya hecho con la jurisdicción. No lo ha hecho. Solo significa que los ojos del mundo ahora están sobre SY tal como lo estaban sobre la PJ en 2007/2008. Cualquier prosecución en este caso siempre deberá ser hecha en Portugal.

El hecho de ser SY quien controla la situación fue motivo de “desacuerdo” entre Reino Unido y Portugal sobre el estatus legal en base al que Murat debería ser oído. Si como testigo o como arguido.

La tercera posibilidad, presuntamente planteada por Reino Unido, es que fuese escuchado como “Persona Políticamente Expuesta” – un estatus que ni siquiera existe en Portugal – aporta luz a esta controversia.

No tiene nada que ver con los derechos del individuo en causa sino simplemente con la opinión pública británica.

Para aclarar algo sobre el arguido vs testigo, a AMBOS se les permite no contestar las preguntas. Un testigo puede guardar silencio si cree que la respuesta puede traerle consecuencias legales.

Por lo que el silencia entre ambos simplemente tiene interpretaciones distintas aunque el resultado final es el mismo.

Para ponerlo en términos prácticos, si a un testigo se le hace una pregunta puede negarse a contestarla porque cree que la respuesta puede tener consecuencias legales incriminándolo. La razón del silencio no puede ser clarificada en ese momento porque antes debe ser constituido arguido ya que, en base a su decisión, ahora hay sospechas de que ha hecho algo malo. En cuanto es constituido arguido puede mentir sobre el motivo de no querer contestar la pregunta.

Volviendo a Murat y su estatus legal en los interrogatorios. Es obvio que los británicos no pueden permitirse decirle a Inglaterra que Murat es NUEVAMENTE un sospechoso oficial del caso Maddie, y esta vez a manos de SY.

Todo tiene que ver, en nuestra opinión, con la táctica. Que Murat sea un sospechoso oficial ahora mismo es como poner demasiada sal en el caldo. Lo estropea.

Así que nosotras creemos que SY propuso (insistió) que fuese oído como testigo. Eso lo pondría en el centro del escenario pero no bajo el foco aún.

Creemos que la fiscal portuguesa, tras leer lo que se le iba a preguntar, pensó que debía ser oído como arguido para garantizar sus derechos.

“¿Podríamos quedarnos a medio camino?” Nos imaginamos a SY preguntando. “Ya sabes, garantizas sus derechos en Portugal y nosotros no tenemos que llamarlo sospecho en casa. ¿Qué dices? ¿Qué te parece “persona de interés?” Suena bastante bien...”

Solo podemos imaginar qué fue lo que les dijo Inês Sequeira que hicieran...

No nos sorprendería si SY no soltase a Robert Murat en esta segunda tanda de “Personas Políticamente expuestas”, afirmando que no se pudo llegar a un acuerdo sobre su estatus legal.

Pero si en el resto de “Personas Políticamente Expuestas” hay cartas más importantes que Murat, entonces no vemos ninguna razón para sea descartado. Los medios británicos solo tienen que empezar su maldita campaña antes del cierre del juicio por difamación de los McCann vs Amaral.

Por último, se está jugando una carta interesante: el embalse de Bravura.

De hecho, es un comodín.

No debe ser confundido con el embalse de Arade, registrado tan concienzudamente por Marcos Aragão Correia y Método 3.

El embalse de Bravura fue registrado por la PJ. Está en el Sumario.

¿Por qué traerlo a colación ahora?

Debemos esperar a que esta pieza nos diga donde encaja en el rompecabezas.

Pero si tuviéramos que hacer una conjetura sobre ello, podríamos decir que podría ser por una de estas dos razones.

La primera para crear una confusión intencionada entre el embalse de Arade con este. Hacerlo, ampliaría el “círculo de interés” hasta Barcelona, de donde es Método 3. Una forma sutil de decirle al otro lado “sabemos lo que hiciste aquel verano...”

La segunda, sería un lugar ideal para encontrar una bolsa de tenis. Como todo el mundo sabe, el tenis es tan popular entre los turistas británicos en la zona de Luz que no nos sorprendería si se “sorprendentemente” se encontrara una bolsa de tenis.

Pero, tal como dijimos, esta pieza del rompecabezas es todavía un enigma.

Por último, unas palabras sobre la detención del ex-Primer Ministro portugués José Sócrates. Dejaremos que la justicia haga su trabajo sin ofrecer ninguna opinión pero sí diríamos que la red nepotista que apoyó el encubrimiento del caso Maddie en el lado portugués ha sido significantemente debilitada.

¿El retiro de Gordon Brown una coincidencia? ¿Quién sabe?

© Traducción de Mercedes

*Whitewash: blanquear o encubrir

miércoles, 26 de noviembre de 2014

Caso Madeleine McCann: Policía ignoró chivatazo de que su cuerpo había sido arrojado a un embalse

Mirror

24 noviembre, 2014 22:30 | Por David Collins

Un empleado del Ocean Club en Praia da Luz encontró una nota en la puerta del apartamento 5A, donde Madeleine desapareció, en el primer aniversario de su desaparición.

Un carta entregada a la policía portuguesa afirmaba conocer la última morada de Madeleine McCann, ha emergido.

Un empleado del Ocean Club en Praia da Luz encontró la carta en la puerta del apartamento 5A, donde Madeleine desapareció, en el primer aniversario de su desaparición.

El empleado de mantenimiento, al que no vamos a citar pero que fue empleado por el complejo vacacional, entregó inmediatamente la nota a la policía en mayo de 2008.

Describió la carta estando encabezada: “Madeleine Beth McCann”, con una descripción a continuación de cómo había sido arrojada en el embalse Barragem da Bravura, a casi 15 Km. del complejo vacacional.

Dijo: “Aquella noche estaba lloviendo así que estaba empapada cuando la encontré. Ponía claramente el nombre de Madeleine en la cabecera. Estaba escrita en portugués.

“Debajo indicaba una localización de lo que afirmaba ser su última morada.

“Hablé con otros miembros del personal sobre ello y me dijeron que la entregara a la policía portuguesa. Se la entregué, pero no tengo ni idea de lo que hicieron con ella.

“Sería el lugar perfecto para ocultar un cuerpo.”

Se cree que a pesar de que el bosque circundante fue registrado por los detectives del caso, nunca se llevó a cabo una búsqueda bajo el agua del embalse.

Anoche un portavoz de Kate y Gerry McCann dijo que ellos “se congratularían” de cualquier nueva búsqueda de la zona.

Clarence Mitchell dijo: “Kate y Gerry serán informados de lo que este testigo le ha dicho al Daily Mirror.

“Nos congratularíamos de cualquier nueva búsqueda. Pero ellos no pueden comentar sobre detalles concretos ya que es enteramente un asunto de la Operación Grange y las autoridades portuguesas.

El lago artificial está cerca de la autovía A22 que discurre desde Praia da Luz a la frontera española.

En octubre de 2007, cinco meses después de la desaparición de Madeleine, oficiales de la Guardia Civil ayudaron a registrar la extensa zona de bosque, que tiene un embalse en el centro que suministra agua a los pueblos circundantes.

La búsqueda fue reordenada por el investigador al frente del caso, Paulo Rebelo, quien se hizo cargo de la investigación estancada, tras las preocupaciones de que la zona no había sido registrada adecuadamente cuando Madeleine desapareció.

Los detectives creían que era posible que el cuerpo de la niña pudiera haber sido cargado con rocas y tirado en la enorme extensión de agua.

Sin embargo artículos de la época dicen que la policía, junto con perros sabuesos entrenados, estuvieron solo dos horas en el lugar y no se cree que hayan utilizado equipos de buzos.


Un testigo presencial, que estaba allí en el momento de la búsqueda dijo: "Nunca ví buceadores rastrear físicamente aquel lago. El agua es oscura y turbia y tendría que ser registrada  a fondo.

“Está tan cerca de Praia da Luz y es un lugar tan obvio para ocultar un cuerpo, que estoy sorprendido de que después de un chivatazo así no se haya hecho.”

La investigación portuguesa sobre la desaparición de Madeleine ha sido muy criticada y se sabe que ha cometido varios errores graves, incluido el hecho de no haber precintado el apartamento, lo que llevó a la contaminación de la escena del crimen después de que se permitiera la entrada a más de 20 personas.

Se ha informado con anterioridad cómo un periódico holandés recibió una carta anónima y un mapa de una zona cercana al mismo embalse con una cruz y las palabras: “Donde está enterrada Madeleine.”

El desolado embalse de Barragem de Bravura, o el “Embalse del Desierto”, ocupa un área de 4 Km. de ancho y un perímetro de 40 Km.

Solo un puñado de viviendas aisladas salpican el precioso paraje.

Muchos de los empleados del Ocean Club creen que la niña de cuatro años podría haber sido llevada allí después de que desapareciera del apartamento vacacional de los McCann.

En febrero de 2008, un equipo de buzos contratado por el abogado portugués Marcos Aragão Correia registró el embalse de Barragem do Arada, que está a 36 Km al este de Praia da Luz.

El abogado especializado en Derecho Humanos afirmó que criminales de hampa le dijeron que Madeleine fue arrojada en un lago cercano que estaba “desierto y con muchos árboles y una zona de playa” – sin embargo la búsqueda no llevó a ninguna parte.

Kate, 46 años, y Gerry de 45, de Rothley, Leics, estaban en el Tapas Bar a 700 metros de su apartamento cuando Madeleine desapareció.

Gerry fue a ver cómo estaban ella y su hermano y hermana a las 21:15 horas. A las 22:00 horas Kate encontró que había desaparecido.

La policía cree que siete nuevos posibles sospechosos, cinco hombre y dos mujeres, pueden tener información.

Se ha informado que también tienen intención de volver a interrogar a Robert Murat, de 41 años, que fue liberado de sospecha por la investigación de 2007.

Un amigo de los McCann de Rothley, Leics, dijo que estaban desesperados por averiguar qué le había ocurrido a Madeleine y confiaban en que Scotland Yard haría “todo lo que estuviera en su mano” para resolver el misterio.

El amigo dijo: “Esperan que la policía registre cualquier nuevo lugar potencialmente significativo pero hasta que no existan pruebas que sugieran lo contrario Kate y Gerry mantienen la esperanza de que Madeleine pueda estar aun viva.

“Si una carta anónima ha visto la luz que sugiere que el cuerpo de su hija podría estar en un lago en un área desértica no lejos de Praia da Luz, saben que la policía estará pensando “¿Fue esta zona registrada antes y debemos volver a registrarla?”

“Desearían que se hubiese hecho antes pero si hay nueva información seguramente estará en manos de la policía.”

La ex-médico de familia Kate y el cardiólogo Gerry, ambos de 46 años, raramente comentan sobre la gran multimillonaria investigación policial ordenada por el Primer Ministro David Cameron.

Pero un comunicado conjunto hecha pública este verano cuando la policía estaba excavando una parte del complejo de donde fue secuestrada la pequeña Maddie en mayo de 2007, dijeron: “Estamos agradecidos de que esta importante actividad haya atenido lugar en Praia da Luz durante los últimos ocho días con oficiales de policía y equipos de apoyos de Reino Unido trabajando estrechamente con la Policía Judicial portuguesa y la Guardia Nacional Republicana.

“Estamos más animados de que, a pesar de las intensas búsquedas, no se ha encontrado ningún rastro de Madeleine y esto refuerza nuestra creencia de que aun podría estar viva.”

La abogada portuguesa de Kate y Gerry dijo al Mirror: “Ellos quieren saber exactamente lo que le ha ocurrido a su hija.”

Un portavoz de Scotland Yard rehusó hacer comentarios.

© Traducción de Mercedes

Como se podrá observar tras la lectura del Sumario Público SÍ se hicieron búsquedas en el embalse de la Bravura el día 8 de mayo de 2007 - Proceso Volumen XIII págs: 3.502 y 3.503
45. Dado el número de días que habían pasado desde la desaparición de Madeleine McCann, se consideró apropiado requerir la ayuda de los bomberos volunarios de Lagos que tomaron parte en las operaciones, este día se llevaron a cabo búsquedas en el embalse da Bravura, situado al norte de Odeaxere, utilizando equipamiento acuático, considerando que un cuerpo que se ha caído o ha sido tirado al agua tiende a subir a la superficie tras 72 horas, este equipo registró todas las ramificaciones del embalse utilizando lanchas fuerabordas y no encontraron nada sospechoso...

lunes, 24 de noviembre de 2014

Caso Madeleine McCann: ¿Está Robert Murat a punto de cerrar este caso?

INQUISITR

Chelsea Hoffman
23 de noviembre, 2014
El misterio de Madeleine McCann se ahonda con la revelación de que los oficiales de Scotland Yard tienen la vista puesta en Robert Murat como testigo potencial. El expatriado británico ha sido interrogado en el pasado como sospechoso, pero The Mirror informa que él niega haber estado allí la noche que desapareció hace más de siete años. Ahora que Murat está siendo considerado un testigo, ¿qué podría suceder ahora en la búsqueda de la niña desaparecida, y quién terminará siendo sospechoso de su desaparición?

El Huffington Post también comparte la noticia de este avance del caso Madeleine, pero han omitido el hecho de que él es un testigo en su artículo. Esto seguramente debido a la tensión que se cierne sobre las publicaciones en Reino Unido en relación a la desaparición McCann, y la naturaleza litigiosa de sus padres y otros implicados en el caso. Para explicarlo, siendo Murat testigo –y no un sospecho- da un vuelco a la teoría de que Madeleine fue secuestrada. Esto se hace increíblemente aparente por el hashtag #McCann en Twitter, así como el hashtag #Murat, que son las dos vías de discusión y debate acalorado. Si Murat atestiguó algo que prueba que no fue secuestrada, esto podría cambiar completamente el curso de este caso. Así que ¿qué fue exactamente lo que atestiguó Robert Murat cuando desapareció la niña británica?


En octubre de 2007, The Daily Mail informó que el ADN de Madeleine McCann fue encontrado en la casa de Robert Murat, pero solo se encontraron vestigios superficiales. Esto complementaba la teoría de los detectives de que la niña murió en el apartamento de los padres, solo para ser movida después a una localización diferente hasta que su cuerpo pudo ser ocultado de forma permanente. Pruebas similares, en cantidades mucho mayores, fueron encontradas en el apartamento de los McCann, así como en un coche que alquilaron después de la desaparición de la niña.

Han pasado más de siete años desde que la niña desapareció y desde que Murat fue declarado sospecho y rápidamente liberado de cualquier implicación. Teniendo en cuenta que ahora va a ser interrogado como testigo, esto bien puede señalar un final cercano del caso – o por lo menos de la investigación sobre quién es responsable de la desaparición. Entre tanto, dos personas han permanecido completamente calladas desde la revelación de esta explosiva noticia. Los padres de Madeleine McCann han sido críticos de Murat en el pasado, pero ahora que es un posible testigo ¿cambiarán su estribillo?

© Traducción de Mercedes

miércoles, 19 de noviembre de 2014

Caso Madeleine McCann: Ingleses vuelven a investigar al primer arguido del caso Maddie

Jornal de Noticias - Edición Impresa

MARISA RODRIGUES | 19.11.2014 - 00:30

Robert Murat vuelve a ser investigado en la desaparición de Madeleine McCann. Esta vez, es una de las siete personas que Scotland Yard pidió fuesen oídas por ser “de especial interés”.

La mujer de Robert, Michaela Walczuch, y su ex-marido, Luis Antonio, también constan en la lista de personas identificadas para prestar declaración en el ámbito de la quinta carta rogatoria del proceso que está siendo investigado en Reino Unido. Lista que ya ha recibido luz verde del Ministerio Público (MP) y fue remitida a la Policía Judicial (PJ) del Sur para su cumplimiento. Los tres conocen a Sergey Malinka, un ciudadano ruso constituido arguido en julio a petición de las autoridades británicas en una carta rogatoria anterior.

Robert fue el primer arguido en el proceso portugués, días después de la desaparición de la niña inglesa, en 2007. Le siguieron los padres de Maddie, Kate y Gerry McCann. Murat acabó aclarado de toda sospecha. La luso-alemana y su antiguo compañero fueron testigos en el proceso portugués. Los restantes de la lista de los siete considerados de interés son un portugués que trabajaba en el Ocean Club, un hombre con semejanzas a uno de los retratos-robot y un matrimonio británico. Además de los interrogatorios, la magistrada del MP de Portimão, Inés Sequeira, también autorizó que fuesen oídos varios testigos.

Los siete interrogatorios y las cuatro investigaciones estaban marcados para la semana que viene, en la PJ de Faro, con fecha y hora definidas. Aunque entretanto a los investigadores les llegó una petición de alteración de la 5ª carta rogatoria, en una fase en que estaba a punto de ser cumplimentada, lo que llevó al aplazamiento de las diligencias. El estatus procesal de cada una de las personas también podría ser alterado. La petición será analizada ahora por la fiscal de Portimão, que no está trabajando, por enfermedad, por lo que aun no se sabe con certeza cuándo se conocerá el nuevo calendario de las diligencias.

Robert Murat, británico, con estudios realizados en Portugal, domina ambas lenguas y fue él quien sirvió de intérprete en varias diligencias realizadas por militares de la GNR y, más tarde, por inspectores de la PJ. Llegó a posponer un vuelo fijado para Inglaterra, a petición de la PJ, para continuar prestando este servicio. Una presencia constante que una periodista consideró sospechosa, comparando a Robert con el caso de un sospechoso que siempre estaba en el lugar del crimen y cerca de la policía. Más tarde, el grupo con quien el matrimonio McCann pasaba las vacaciones lo señaló con el dedo, identificándolo como el hombre que algunos decían haber visto con una niña en brazos la noche del 3 de mayo.

El británico acabó constituido arguido 11 días después de la desaparición. La casa donde vivía con su madre, a escasos metros del Ocean Club, fue objeto de búsquedas, se abrieron agujeros en el terreno, utilizando sofisticados medios tecnológicos, en busca de vestigios de la niña, siendo inspeccionados coches y ordenadores, siempre sin pistas encontradas. La ausencia de indicios sobre lo que le sucedió a Madeleine llevó al archivo de la investigación, en 2008. A propuesta de la PJ, fue reabierto en octubre del año pasado.

© Traducción de Mercedes

Con nuestro agradecimiento a Joana Morais

martes, 18 de noviembre de 2014

EN DIRECTO CHANNEL 5: "Madeleine McCann: Una Obsesión Mundial"







Este documental se podrá ver hoy aquí en directo, a partir de las 20:00 GMT + 1


18 de noviembre, 2014

En este documental revelador, el periodista Martin Frizell –que lanzó la historia en Reino Unido en 2007- analiza la campaña sin precedentes llevada a cabo por los padres de Madeleine, Kate y Gerry McCann, para mantener a su hija en el ojo público. Frizell delinea tanto las reacciones tanto positivas como negativas que esta campaña ha provocado y habla con el padre de un niño de siete años que desapareció exactamente cuatro años antes que Madeleine pero desapareció rápidamente de las noticias nacionales.

En mayo de 2007, Frizell –el entonces editor de GMTV, programa matinal de la ITV- tomó la decisión sin precedentes de emitir en directo una llamada de un amigo de la familia McCann. Una niña británica de tres años había desaparecido en el tranquilo resort portugués de Praia da Luz y la familia estaba consternada. A mediodía, ya era la principal noticia en algunos canales.

La historia atrajo rápidamente el interés mediático mundial, pero en solo unas semanas esa historia cambió dramáticamente a medida que otras ópticas se secaban. Algunos periodistas empezaron a inventarse historias para mantener el vivo el interés y los McCann incluso se encontraron con que Madeleine McCann es la persona desaparecida más famosa del planeta, pero por qué la desaparición de esa preciosa niña británica se ha apoderado del mundo durante tanto tiempo siendo vilipendiada en algunos sectores.

El programa descubre por qué la prensa puede haber actuado del modo en que lo hizo, examina las consecuencias legales y profundiza en por qué esta trágica historia sigue acaparando titulares siete años después.

lunes, 10 de noviembre de 2014

Caso Madeleine McCann: Investigadores interrogarán a británicos como nuevos sospechosos oficiales de la desaparición de la niña en Portugal

Mail Online


Por Gerard Couzens
Publicado: 09:48 GMT, 10 noviembre 2014 | Actualizado: 14:48 GMT, 10 Noviembre 2014

Británicos serán interrogados como nuevos sospechosos de la desaparición de Madeleine McCann, se afirmó hoy.

Los ciudadanos británicos se encuentran entre un grupo de siete personas que serán interrogadas como arguidos – un término jurídico portugués que se traduce más o menos como “sospechoso formal” – informó el diario líder portugués Jornal de Noticias.

Cuatro más serán entrevistados como testigos hacia fianles de mes en la comisaría de Faro.

Los siete sospechosos conocen el resort de Praia da Luz donde Madeleine, entonces de tres años, desapareció el 3 de mayo de 2007, se conocen entre ellos y realizaron llamadas de teléfono la noche que desapareció [Madeleine], dice el Jornal de Noticias.

Incluso se dice que algunos tienen antecedentes criminales y otros son ex-trabajadores del complejo turístico Ocean Club donde Madeleine se alojaba con sus padres.

No se sabe cuántos del grupo de siete, que también incluye ciudadanos portugueses, son británicos.

Tampoco estaba claro anoche si siguen viviendo en Praia da Luz o se han trasladado a otra localidad.

El hecho de que vayan a ser interrogados como arguidos demuestra que los oficiales de la Operación Grange que investigan la desaparición de Madeleine siguen centrados en la teoría de que fue asesinada durante un robo fallido.

Tres de los cuatro sospechosos entrevistados a principios de julio fueron interrogados porque la policía británica sospecha que estuvieron implicados en el robo del apartamento 5A donde Madeleine dormía con sus hermanos gemelos Sean y Amelie, ahora de nueve años.

Al menos una de las 11 personas que serán interrogadas a finales de este mes se cree que es una mujer.

La policía británica se encuentra en el proceso de solicitar formalmente permiso para estar presente durante los interrogatorios, que serán dirigidos por los oficiales portugueses que harán las preguntas en su nombre.

El equipo de la Operación Grange se desplazó a Portugal por última vez hace un mes.

Un pequeño equipo de tres oficiales, incluido el Inspector Andy Redwood se reunió con la dirección de la Policía Judicial en Faro para una actualización antes de viajar a la ciudad universitaria de Coimbra, a cinco horas en coche para visitar un laboratorio donde se encuentran archivadas muchas de las muestras de ADN recogidas después de la desaparición de Madeleine.

La policía británica dijo a la dirección del Instituto de Medicina Legal y Forense portugués, que querían re-analizar algunas de las muestras para intentar resolver el misterio de la desaparición de Madeleine.

Deben enviar aun una sexta carta rogatoria internacional que la madre de cuatro niños, Sra. Sequeira, tendrá que autorizar antes de que al equipo de expertos forenses del Met se le permita acceso al laboratorio o les sea autorizado llevar las muestras a Inglaterra para analizarlas.

El material forense incluye cabellos y piezas de las cortinas que colgaban en el apartamento 5A.

Se supo a finales del mes pasado que casi 100 cabellos analizados durante la investigación original de la desaparición nunca obtuvieron una correspondencia de ADN.

La investigación de la Operación Grange discurre en paralelo con la nueva pesquisa portuguesa, reabierta en mayo, más de cinco años después de ser archivada.

Los detectives de Scotland Yard excavaron terrenos baldíos e inspeccionaron alcantarillas en Praia da Luz en Junio, en una triste búsqueda de su cuerpo.

Uno de los sospechosos interrogados en julio era un ex-trabajador del Ocean Club y otro drogadicto esquizofrénico de 51 años. Ambos negaron estar implicados en la desaparición de Madeleine.

La policía portuguesa cree que Madeleine fue secuestrada por un extranjero que ya no vive en Portugal.

Sin embargo, aun no han descartado formalmente al ladrón yonqui, Euclides Monteiro, a cuya viuda interrogaron el año pasado, a pesar de que las pruebas de ADN lo han eliminado.

El mes pasado se supo que el coste de la búsqueda de la policía británica pronto sobrepasará los 10 millones de libras, el doble de la cantidad original estimada por el Home Office cuando la Scotland Yard fue asignada por David Cameron en 2011.

El Home Office ha defendido el incremento del coste de la pesquisa, insistiendo: “El Gobierno cree que está bien que haga todo lo que pueda para apoyar la búsqueda de Madeleine McCann.”

© Traducción de Mercedes


Caso Madeleine McCann: Siete arguidos portugueses y británicos más

Jornal de Noticias - Edición impresa
por Marisa Rodrigues
10 noviembre, 2014

Conocen Praia da Luz. Se conocen entre si. Hicieron llamadas de teléfono la noche de la desaparición. Algunos tienen historial de delitos menores. Otros son antiguos empleados del Ocean Club. Siete portugueses y británicos encajan en este perfil y son, para Scotland Yard (SY), los nuevos sospechosos de la desaparición de Madeleine McCann.

El grupo va a ser constituido arguido e interrogado por inspectores de la Policía Judicial (PJ), que también va a interrogar a cuatro testigos a petición de las autoridades británicas. En la lista de los once hay, por lo menos, una mujer. Las diligencias están fijadas para la última semana de noviembre en la Dirección Sur, en Faro. Aparecen en la quinta carta rogatoria y fueron autorizados por la nueva fiscal del Ministerio Público de Portimão, Inês Sequeira, a quien fue reasignada la investigación.

Estos nuevos siete, se suman a los cuatro hombres constituidos arguidos e interrogados en julio. La investigación británica tiene ahora once sospechosos. La tesis de SY se mantiene. El 3 de mayo de 2007, se produjo un robo fallido al apartamento 5A donde el matrimonio McCann dejó a sus tres hijos solos para ir a cenar. Madeleine, entonces de 3 años, se despertó y fue raptada para que no reconociera y denunciara a los intrusos; el crimen puede haber sido llevado a cabo por uno de los arguidos o por varios, asociados. Esta fue una de las teoría que la PJ seguía en aquel momento y que acabó descartada por ausencia de indicios de un asalto al apartamento.

La nueva fase de la investigación de SY surge en un momento en que la prensa británica publica que el equipo de Andy Redwood ha sido reducido y tiene ahora menos miembros. Los detectives deberán solicitar autorización a la Dirección Nacional de la PJ para seguir las investigaciones e interrogatorios en Faro, tal como sucedió en julio.

© Traducción de Mercedes

Con nuestro agradecimiento a Joana Moraís

viernes, 7 de noviembre de 2014

Caso Madeleine McCann: ADN prueba la inocencia de principal sospechoso del Caso Maddie

Jornal de Noticias – Edición impresa
Euclides, ya fallecido, motivó la reapertura de la investigación de la desaparición.

Marisa Rodrigues
6 noviembre, 2014

Cayó por tierra la línea de investigación que tenía a Euclides Monteiro como sospechoso y que condujo a la reapertura del “proceso Madeleine McCann”. La Policía Judicial (PJ) apostó fuerte al rapto a manos de un predador sexual que atacaba niñas británicas en el Algarve. Pero pruebas de ADN excluyen al hombre ya fallecido de la participación.

En el lugar de uno de los presuntos abusos sexuales, fue recogida una muestra de semen que la PJ ya sabe que no es del ex-empleado del Ocean Club. El ADN de Euclides tampoco fue encontrado en el apartamento de Praia da Luz de donde desapareció la niña hace siete años.

La tesis del predador sexual comenzó a ser trazada cuando los inspectores de la PJ se relacionaron cinco casos de presuntos abusos implicando niñas británicas de vacaciones en el Algarve entre 2004 y 2006, un año antes de la desaparición. Euclides coincidía con la descripción hecha por algunas de las víctimas y ya había cumplido condena por hurtos utilizando el mismo método de intrusión en las residencias – sin fuerza. Además, trabajó en el Ocean Club y, el día de la desaparición, utilizó su teléfono móvil en aquella zona. Era el hombre que encajaba en el perfil de sospechoso. Convencida de que la identificación de casos con idéntico “modus operandi” permitía admitir la posibilidad de que hubieran sido cometidos por el mismo autor y que este podría estar relacionado con la desaparición de Madeleine, la PJ solicitó, en 2013, que el Ministerio Público de Portimão reabriese la investigación.

Los investigadores sabían que, en uno de los casos de los presuntos abusos sexuales, había una muestra de semen. La compararon con un vestigio biológico recogido anteriormente a Euclides y que estaba en posesión del Instituto Nacional de Medicina Forense. El hombre, recuerde, murió víctima de un accidente de tractor, en 2009, habiendo sido sujeto a una autopsia como determina la Ley. Los análisis descartan a Euclides del abuso y del apartamento del Ocean Club. La investigación se mantiene abierta, en manos de la PJ de Oporto, sin otros avances conocidos.

Arguidos entre los 10 que serán interrogados

La Policía Judicial va a interrogar a unas 10 personas, todos a petición de Scotland Yard, en el marco de la investigación británica. En la lista, están ex-empleados del Ocean Club. Todos ellos serán llamados por primera vez. Algunos como testigos y otros como arguidos [sospechosos formales] que se sumarán a los ya otros cuatros sospechosos que fueron interrogados en el mes de julio. Los interrogatorios deberían concluir antes de finales del mes actual.

© Traducción de Mercedes

Con nuestro agradecimiento a Joana Morais

Caso Madeleine McCann: Scotland Yard recorta el número de detectives trabajando en el caso

Mirror

5 noviembre, 2014 | Tom Pettifor, Gerard Couzins
La fuerza policial ha retirado seis oficiales del Algarve, lo que sugiere que la policía británica ha comenzado a reducir la búsqueda después de gastar 7,3 millones de libras.


Scotland Yard ha reducido el número de detectives trabajando en la búsqueda de Madeleine McCann.

La fuerza ha retirado seis oficiales a pesar de que las investigaciones en Portugal se han intensificado - con un equipo que hizo un promedio de más de un vuelo a la semana al Algarve en lo que va de año.

Durante el último año se han perdido dos oficiales y cuatro agentes, según revelan las nuevas cifras de la policía. Esto reduce el número total de agentes trabajando en el caso de 29 a 23.

Al mismo tiempo, se han introducido seis civiles, lo que significa que el número total de personal británico y policías trabajando en el caso, denominado Operación Grange, se mantiene en 37.

Scotland Yard insiste que “el número de empleados está abierto a cambios dependiendo de las necesidades de la revisión.”

Pero la reducción podría ser vista como una señal de que la policía británica ha comenzado a reducir la búsqueda después de emplear tres años y medio y 7.3 millones de libras estudiando el caso.

Las nuevas cifras fueron reveladas después de que se afirmar que el equipo se está preparando para interrogar a algunos nuevos sospechosos.

La nueva fiscal portuguesa Inés Sequeira allanó el camino para que los detectives visiten el Algarve aprobando la quinta carta rogatoria internacional la semana pasada.

Al principio se pensó que 10 personas citadas en el requerimiento serían interrogadas solo como testigos.

Pero el periódico portugués Correio da Manhã informó ayer que algunos serían oídos en calidad de “arguidos” o sospechosos porque los detectives de la Operación Grange sospechaban que podrían haber estado implicados en la desaparición de Madeleine.

Se dice que esto incluye a ex-trabajadores del complejo turístico Ocean Club donde la niña desapareció el 3 de mayo de 2007 así como locales que viven en el resort de Praia da Luz.

Se cree que una nueva lista elaborada por los detectives británicos como parte de su minuciosa investigación incluye a ciudadanos británicos así como portugueses.

Ninguna de las personas de la lista – que están a punto de recibir una citación policial durante los próximos días para asistir a las entrevistas en la comisaría de la PJ en Faro – ha sido interroga antes por los oficiales británica, según se afirma.

El Correio da Manhã informó: “La mayoría serán oídos como testigos, pero algunos serán constituidos arguidos antes de tener lugar el interrogatorio.

“Serán interrogados formalmente por primera vez desde que el Ministerio Público diera luz verde para que los interrogatorios se llevaran a cabo.”

Añadía: “Hay alrededor de 10 personas en la lista, ciudadanos británicos y portugueses.

“Entres los nuevos sospechosos de Scotland Yard se encuentran ex-empleados del Ocean Club y residentes de Praia da Luz.

“Son personas que los investigadores británicos sospechas estuvieron implicados en la desaparición de Madeleine.”

Las entrevistas, las primeras desde que cuatro sospechosos y 11 testigos fueron interrogados a principios de julio, tendrán lugar antes de finales de mes.

La policía británica se encuentra ahora en el proceso de solicitar formalmente autorización para presenciar los interrogatorios, que serán dirigidos por oficiales portugueses que harán las preguntas en su nombre.

El equipo de la Operación Grange visitó Portugal por última vez hace tres semanas.

Un pequeño equipo incluyendo el Inspector Andy Redwood, quien dirige la Operación Grange, se reunió con los mandos de la Policía Judicial en Faro para puesta al día antes de viajar a la ciudad universitaria de Coimbra, para visitar un laboratorio donde están archivadas muchas de las muestras de ADN recogidas después de la desaparición de Madeleine.

Madeleine tenía tres años cuando desapareció del apartamento vacacional familiar.

© Traducción de Mercedes

miércoles, 5 de noviembre de 2014

Caso Madeleine McCann: Más interrogatorios y nuevos arguidos

Correio da Manhã
La nueva fiscal de Portimão ha autorizado las diligencias solicitadas por la policía inglesa.

Por Rui Pando Gomes

Algunas de las personas que van a ser interrogadas por la Policía Judicial (PJ) en breve, a petición de la policía inglesa que investiga la desaparición de Madeleine McCann, van a ser oídas en calidad de arguidos, según pudo saber CM. Las nuevas diligencias han sido autorizadas por la nueva fiscal del Ministerio Público (MP) de Portimão, Inés Sequeira, y constan en la quinta carta rogatoria enviada por las autoridades británicas a Portugal.

En la lista de interrogatorios, por lo que pudo averiguar CM, están sobre de diez personas, entre portugueses y británicos. La mayoría van a ser oídos en calidad de testigo, aunque algunos serán constituidos arguido antes de tener lugar el interrogatorio. Todos serán oídos formalmente por primera vez después de dar luz verde la magistrada del MP. Los interrogatorios serán realizados por miembros de la PJ de Faro, que están colaborando con las autoridades británicas, y deberán tener lugar antes de final de mes. Los investigadores británicos podrán sugerir con anterioridad preguntas, aunque tendrán que solicitar autorización para asistir a los interrogatorios.

Entre los nuevos sospechosos de Scotland Yard, según pudo saber CM, están ex-empleados del Ocean Club, lugar de donde desapareció la niña en mayo de 2007, y residentes en Praia da Luz, en Lagos. Son personas que los investigadores británicos consideran sospechosos de estar implicados en la desaparición de Maddie, siguiendo la tesis de que la niña fue raptada durante un robo fallido.

Estos nuevos sospechosos solo serán constituidos arguidos en el proceso abierto en Reino Unido y se sumarán a los cuatro arguidos ya interrogados en junio, también en el ámbito de la petición de cooperación judicial. En aquel momento, fueron oídos once testigos.

© Traducción de Mercedes