miércoles, 30 de junio de 2010

Caso Madeleine McCann – El Express... ni publica ni responde

Copia del e-mail remtido al editor del Sunday Express y Comisión de Quejas de la prensa en Reino Unido (PCC) el pasado día 30 de mayo de 2010 con motivo de los artículos sobre el "nuevo testigo". Un mes después seguimos sin respuesta del Express ¿Será que aun están consultado el Proceso?

Traducción del texto enviado:

Teniendo en cuenta que el Express insiste en publicar información inexacta, bien de forma intencionada o no, me gustaría aclarar algunos puntos con respecto a las noticias publicadas recientemente sobre Madeleine McCann.

Solamente fue vista UNA furgoneta blanca cerca del Ocean Club la noche en que despareció Madeleine.

El dueño de esa furgoneta fue localizado, interrogado y descartado por la policía portuguesa y británica. Su nombre es Barrington Godfrey Norton y teniendo en cuenta que el Express aparece en la lista de periódicos que solicitaron una copia del Proceso pueden informarse sobre estas diligencias en el Proceso del Caso Madeleine McCann: Volumen III – 704 y 709; Volumen IV – 833 y 834.

Para que alguien hubiese podido ver a esa presunta niña mover “un” dedo, la puerta de la furgoneta hubiese tenido que estar abierta durante bastante tiempo encontrándose la persona muy cerca. ¿Consideran creíble que un “secuestrador”, menos de 24 horas después de haber secuestrado a una niña lo hubiera permitido? Por favor, ¿podría el Express indicar dónde se encontraba Don Carlos Moreira situado y durante cuanto tiempo para haber sido capaz de ver tal cosa?



Tanto Dave Edgar como otros asociados a los McCann nos han presentado muchas veces la imagen de presuntos secuestradores, aunque hasta el momento no existe ni una sola prueba de que alguien aparte del grupo haya entrado en ese apartamento.

Considero que los periódicos tienen una gran responsabilidad cuando transmiten información. El Express ha demostrado repetidamente que no se atiene ni a la verdad ni a la lógica en su seguimiento del caso de Madeleine McCann.

Como miembro del público considero que este periódico está violando mi derecho a recibir información exacta y contrastada. En orden a detener esta situación, solicito formalmente a la Comisión de Quejas de la Prensa que intervenga enviándoles a tal efecto copia de este e-mail.

Cordialmente…

Respuesta de la Comisión de Quejas de la Prensa recibida el día 1 de junio de 2010

Gracias por enviar una copia de su queja a la Comisión de Quejas de la Prensa. Por razones que entenderá, no podemos actuar basándonos en la copia de un e-mail.

(…)

Si no le satisface la respuesta que reciba de la publicación, puede elegir entre remitir una queja formal a la PCC junto a la información del artículo y cualquier intercambio de correspondencia que considere relevante. Esta deberá ser enviada dentro de los dos meses posteriores al cese de dicha correspondencia. En ese momento podremos estudiar sus comentarios al amparo de la Ley.

(…)

No dude en contactar con nosotros si necesita más información. Cuando nos escriba, por favor cite el número de referencia de este e-mail.

Cordialmente

Y yo me pregunto ¿Cómo puedo estar en desacuerdo o quejarme de una respuesta que no he recibido? Eso sí, parece que hemos conseguido que dejen de publicar "inconsistencias".

Artículos que motivaron la queja: