viernes, 11 de septiembre de 2009

Caso Joana Cipriano - La opinión del pueblo de Figueira en 2004

Correio da Manhã

02 de octubre de 2004

La población quiere certezas

Tráiganlos aquí y ya verán como hablan

“La justicia popular es una cosa complicada e incluso peligrosa, aunque traiga a Leonor Cipriano y al hermano hasta aquí, déjenlos con nosotros y vamos a ver si dicen o no donde está Joana”, afirmaron ayer al Correio da Manhã algunos habitantes del pueblo de Figueira, Portimão, que se mostraron indignados por las continuas pistas falsas que los dos sospechosos han dado a la PJ.

“En la cárcel, la madre de la niña está aislada de las demás detenidas, como medida de seguridad. ¿Por qué no la juntan con las demás? Hay un código de honor en la cárcel, que no deja pasar indemne este tipo de crímenes: con toda seguridad, así, Leonor dejaría de mentir como hasta ahora”, adelantaron.

(...)

Luis Costa, también de Figueira, es de la misma opinión. Al igual que otros habitantes del pueblo, considera “horrible” el efecto que el caso sobre el pueblo, aunque sobre todo “para los compañeros de Joana, que debían tener apoyo psicológico”.

“Tanto la madre como el tío de la niña parecen estar jugando y eso no puede ser, ya que eso llevaría a otros delincuentes a pensar que pueden hacer lo mismo y no serán castigados por ello”

(...)

Ana Palma / Carlos Varela / F. M

Traducción de Mercedes


Correio da Manhã

22 de septiembre de 2004

La población de la aldea (Figueira) en estado de shock

…Sin embargo, Leonor Cipriano, la madre de Joana, ha manifestado a la PJ su temor a la reacción pública a su regreso a casa, dadas las actitudes negativas de algunos vecinos en el momento (ayer) en el que la PJ la fue a buscar para interrogarla. La situación por otra parte, también, preocupa a las fuerzas de seguridad…

Correio da Manhã

25 de septiembre de 2004

Revuelta a la puerta del tribunal

Esa madre debe morir

Los presuntos homicidas (madre y tío) de Joana fueron conducidos ayer por la tarde al Tribunal de Portimão para ser presentados al juez de instrucción criminal, habiendo sido recibidos por centenares de personas enfadadas que se concentraron en el lugar. “Asesinos” fue la palabra gritada al unísono por los vecinos indignados cuando los dos sospechosos atravesaban la puerta del edificio bajo una fuerte escolta policial.

(...)


Comentario: ¿Estaremos hablando del mismo pueblo? ¿Serán estos los mismos "habitantes" que hoy están de acuerdo con la versión de los condenados?

¿Podíamos dejarnos de mancillar la memoria de Joana Cipriano, dejarnos de campañas de descrédito y empezar a hablar de cosas serias por favor?

Para hacer comentarios: Aquí